Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Bale, protagonista en la doble sesión de trabajo

  • Rafa Benítez probó al galés en la posición de mediapunta, con libertad tras el '9'
Rafa Benítez probó al galés en la posición de mediapunta, con libertad tras el '9'
Diego Vargas Diego Vargas

El Real Madrid se ejercitó otro día más en Australia con una doble sesión exigente físicamente y con protagonismo para el balón. Rafa Benítez preparó un fuerte calentamiento antes de comenzar a trabajar con balón mediante diferentes ejercicios para mejorar el control del esférico, la posesión y la presión. Finalmente, hubo partidillo en campo reducido.

El entrenador del Real Madrid, Rafa Benítez, continúa con la puesta a punto de sus futbolistas de cara a la nueva temporada. El técnico madrileño tiene claro que el físico es fundamental a estas alturas y por este motivo sus sesiones están siendo de lo más exigentes. En la doble sesión de este jueves, los futbolistas volvieron a comenzar con fuertes ejercicios de calentamiento y estiramientos antes de trabajar con balón. Ya sólo quedan 48 horas para el primer encuentro de la pretemporada y los jugadores llegarán con buenas sensaciones.

Durante la sesión de trabajo de la mañana, los jugadores realizaron ejercicios por parejas para mejorar el control y el primer toque. Posteriormente, se realizaron ejercicios de presión y posesión del balón antes de jugar un partidillo en un campo pequeño. El míster trabajó en el balón parado durante el partidillo, dando algunas instrucciones a sus hombres. La intensidad fue máxima y Benítez tuvo que pedir a sus jugadores tranquilidad ante el ímpetu de alguno de sus futbolistas, caso de Varane cuando se llevó por delante a Bale en una acción sin consecuencias. La conducción y la circulación del balón fueron dominantes en la segunda sesión, en la que los jugadores realizaron diferentes series de ejercicios.

Una de las notas a destacar del entrenamiento matutino fue poder ver por primera vez las posiciones del frente ofensivo tal y como Benítez las planea. Cristiano se mantuvo en banda izquierda y Benzema en punta, siendo Bale el hombre que cambió su posición para actuar por detrás del delantero. Todo hace pensar que ése puede ser el nuevo método del Madrid, con James en la derecha. Hasta que regrese de sus vacaciones el colombiano, Isco y Odegaard se encargaron de ocupar el carril diestro. Bale, al final de la sesión, se quedó un rato más que sus compañeros para ensayar el disparo a portería desde diferentes perfiles. El galés va a ser un hombre muy importante en el nuevo esquema del Real Madrid.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información