Ir a versión clásica Ir a versión móvil

El calor chino obligó a parar el partido un par de veces

  • Las altas temperaturas y la elevada humedad generaron un clima asfixiante
Las altas temperaturas y la elevada humedad generaron un clima asfixiante
 Defensa Central Defensa Central

El Real Madrid está comprobando en estos días de primera mano que el clima de China no es ni mucho menos parecido al de Australia. En el país oceánico se encuentran en invierno, mientras que en el asiático es pleno verano, lo que se ha traducido en un evidente cambio de temperaturas para el plantel en tan sólo tres días.

Tras aterrizar en Guangzhou el pasado sábado la expedición del equipo blanco constató que las temperaturas medias se habían incrementado en cerca de 20ºC respecto a las que tuvieron en Australia. De hecho, en sus primeros días en Melbourne tuvieron que frío y lluvia, mientras que ahora en China el clima es el inverso: mucho calor (29º este lunes en el partido ante el Inter) unido a una humedad asfixiante de cerca del 85 %. Por eso la organización de la International Champions Cup se vio obligada a aceptar la implementación de dos 'tiempos muertos' durante el partido.

Estas medidas ya se probaron con cierto éxito en el pasado Mundial de Brasil y poco a poco van calando en otros torneos y competiciones. Normalmente los 'tiempos muertos' se utilizan en choques que se disputan bajo temperaturas próximas a los 30º, por lo que el Madrid-Inter fue un duelo idóneo para ello. Una vez que el partido pasó de la media hora de juego en su primera y en su segunda mitad el colegiado concedió un par de minutos a los dos equipos para que se refrescaran en la banda mientras sus entrenadores les daban rápidas instrucciones. Algo que lógicamente acabaron agradeciendo los dos equipos, pues a pesar de estar acostumbrados al fútbol de alta competición estos jugadores no suelen disputar encuentros bajo unas condiciones climatológicas tan exigentes.

 

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información