Ir a versión clásica Ir a versión móvil

A Lucas le hicieron un penalti claro no pitado

  • El árbitro se lavó las manos en el último segundo de partido
El árbitro se lavó las manos en el último segundo de partido
Defensa Central Defensa Central

No deja de ser un partido amistoso, sin embargo, el Real Madrid no está teniendo suerte con los arbitrajes. Si el día del Bayern era Sergio Ramos el que era objeto de un claro penalti, en esta ocasión y ante el Valerenga, iba a ser Lucas Vázquez el que recibiría una pena máxima que el árbitro no quiso pitar a favor del club blanco.

El portero del Valerenga intentó llevarse el balón pero lo único que consiguió es cazar al delantero del Real Madrid y tirarle al suelo. Eran los últimos momentos del partido y esa pena máxima podría haber supuesto el triunfo del equipo blanco ante el Valerenga.

 

 

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información