Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Keylor Navas, motivadísimo ante su primer clásico

  • El costarricense no teme perderse el duelo contra el Barcelona
El costarricense no teme perderse el duelo contra el Barcelona
Miguel Ángel Díaz Miguel Ángel Díaz

Keylor Navas no teme perderse el duelo contra el Barcelona. El portero costarricense solamente tiene en la cabeza darlo todo el próximo 21 de noviembre. Más motivado que nunca, Navas afronta 10 días de recuperación con la confianza por las nubes para no perderse el que sería su primer gran ‘Clásico’ bajo los palos de la portería madridista.

 

Keylor siempre soñó con jugar este tipo de encuentros; fichó por el Real Madrid en el verano de 2014. Él sabía que la competencia con Iker Casillas sería feroz, que tendría muy complicado jugar, pero aceptó el reto. Tras una temporada en la que apenas pudo tener minutos, Benítez le ha concedido el ‘beneficio de la duda’. El meta ‘tico’ ha respondido con creces y hoy en día es uno de los mejores porteros del panorama futbolístico.

Pero a Navas todavía le quedan muchas cosas por decir en el Real Madrid. Jugar contra el Barcelona es una motivación especial. Desea demostrarle al mundo entero que no ‘se arruga’ ni ante el rival más fuerte que tiene su equipo en la Liga española. Si la lesión no se agrava, Keylor debutará esta temporada en un ‘Clásico’. No disputó ninguno de los dos duelos del curso pasado pues Ancelotti se decantaría por Iker Casillas.

Si pudo tener la oportunidad de vérselas ante el Barça en los cuartos de la Copa pero el Atlético apeó al Madrid en octavos. La oportunidad más buscada y esperada está muy cerca de producirse. Eso sí, Keylor tendrá que trabajar duro durante la próxima semana y media para solventar los pequeños problemas musculares que le están ‘amargando’ a lo largo del último mes.

 

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información