Ir a versión clásica Ir a versión móvil
10 septiembre 2016

Modric puso el baile y el R.Madrid la goleada

  • El equipo merengue ganó por 5-2 al Osasuna con una gran actuación del croata.
Modric Modric
Gol de Modric
David Jorquera David Jorquera

Después de un largo parón por las convocatorias de las selecciones podía pensarse que el Real Madrid tenía un ‘rival’ más fuerte en el aspecto mental y la posible distracción que el Osasuna en sí. Zidane volvió a mover el árbol de las rotaciones y jugadores como Nacho, Pepe o Kovacic entraron desde el inicio. También Cristiano, lógicamente.

Cinco minutos, gol de Cristiano

Del portugués se puede decir poco, simplemente que tocó el balón y marcó gol. Así de sencillo puede resumirse su aportación al encuentro en los primeros cinco minutos. Y es que a pesar de no estar todavía en forma y con mucho rodaje aun por delante, el instinto goleador es algo que no se pierde. La jugada la inició Danilo con un gran balón al hueco para Bale. El galés levantó la cabeza y le puso el cuero al segundo palo para que Cristiano se reencontrara con su mejor amigo sobre el terreno de juego, el gol. El ‘siiiiuuuu’ se apoderó del Bernabéu en la primera ocasión que hubo.

Bale y Ramos lo intentaron

A partir de aquí y con el marcador a favor, el Madrid jugaba a favor de corriente pero sin desmelenarse. Osasuna no se acercaba a la meta de Casilla y los de Zidane, sin necesidad de apretar el acelerador, generaban opciones de gol de forma esporádica. Un remate de Bale desde fuera del área y un cabezazo de Ramos fueron los mejores ejemplos.

Osasuna, al larguero

Sin embargo, a partir de la media hora de partido empezó a surgir un pequeño ‘runrun’ en el Bernabéu. El Madrid parecía conformarse con el 1-0 y apenas le daba velocidad al balón. Un estado que se acentuó después de que Osasuna tuviera su mejor ocasión, un remate al larguero de García llegando desde atrás.

Danilo, estreno con gol

Ese casi gol de Osasuna parece que terminó por ponerle las pilas a los jugadores de Zidane que, en un arranque de furia, sentenciaron el partido en apenas cinco minutos, los finales del primer acto. Primero iba a ser Danilo el que aprovecharía un rechace del portero a cabezazo de Morata el que anotaría el 2-0. El brasileño, que mostró un buen nivel, supo aguantar sus nervios para colocar el balón justo donde pedía la jugada, en la red.



Ramos ponía la sentencia

Si el tanto de Danilo, que llegó en el minuto 40, fue de los que hacen daño al rival qué puede decirse del que llegó cinco minutos después por parte de Sergio Ramos. Un saque de esquina rematado por el capitán en el primer palo ponía el 3-0 y dejaba a los jugadores de Osasuna con la sensación de que estuvieron en el partido mientras el Real Madrid quiso. Nada más. 

Buen arranque de segunda parte

Con el subidón de haberse marchado con el partido resuelto al intermedio sólo quedaba por resolver una duda respecto al Real Madrid, si habría bajón de pistón pensando en la Champions o si se mantendría una intensidad medianamente alta para seguir aumentando la cuenta de anotación. Pronto se vio la respuesta, la segunda.

Pepe se unía a la fiesta

Si Ramos se había hecho fuerte antes del descanso en el área de Osasuna en esta ocasión iba a ser Pepe el que haría diana tras un saque de esquina y un cabezazo sobre la meta visitante. El portugués se elevó por encima de los defensores y aprovechó una mala recepción del portero de Osasuna para poner el cuarto gol de la tarde.

Modric redondeó su partidazo con un gran gol

Osasuna empezaba a ser un juguete roto en manos del Real Madrid y lo que era peor para los intereses pamplonicas, estaba en manos del mejor del partido, de Luka Modric. El croata ya había mostrado su clase en varios regates y controles durante el partido pero le quedaba la guinda del gol. Un lanzamiento desde fuera del área inalcanzable para el portero puso fin a su partidazo antes de irse sustituido. Ovación de gala para él.

Bajó el Madrid y sobrevivió Osasuna

El 5-0 dejaba bien claro la diferencia entre ambos equipos. Fue el momento en el que el Madrid bajó revoluciones. Era el momento de ‘parar’ pensando en la Champions. Una circunstancia que aprovechó Osasuna para marcar por mediación de Riera en un desajuste de la zaga blanca.

Casilla paró un penalti antes del 5-2

La bajada de pistón del Real Madrid fue el mejor bálsamo para que Osasuna no se fuera aun más goleado del Bernabéu. De hecho, un error de Ramos terminó provocando un penalti que Kiko Casilla logró pararle a Roberto Torres lanzándose a la derecha. Sin embargo, poco después, un cabezazo cruzado de David García no tendría la misma respuesta del portero merengue y acabaría en la red del Bernabéu poniendo el 5-2. 

Benzema estuvo cerca de marcar

En la recta final del partido el marcador pudo haberse ampliado de no haber sido por la aparición de los palos. Karim Benzema, que entró por Cristiano Ronaldo, tuvo dos buenas ocasiones para hacer diana pero la madera lo impidió. Aun así, el Madrid ganó con solvencia, sumó tres nuevos puntos, ganó para la causa de nuevo a Cristiano Ronaldo y confirmó que Modric es el mejor centrocampista del mundo. Una tarde buena. 

Ficha técnica

Real Madrid 5: Kiko Casilla; Danilo, Pepe, Sergio Ramos, Nacho; Kroos, Kovacic, Modric (Asensio 61’); Bale (Lucas 73’), Morata y Cristiano Ronaldo (Benzema 65’)

Osasuna 2: Nauzet Pérez, Tano, Flaño, D.García, Fuentes, De las Cuevas (Torres 70’), Tienza, U.García, Oier; Kenan (Jaime 52’9 y Riviére (Riera 60’)

Goles: 1-0 Cristiano Ronaldo (5’), 2-0 Danilo (40’), 3-0 Ramos (45’), 4-0 Pepe (55’), 5-0 Modric (61’), 5-1 Riera (63’), 5-2 D.García (77’)

Árbitro: Fernández Borbalán. Amonestó a Flaño, Danilo, Ramos, Tano. Expulsó a Tano (80’)

Estadio: Santiago Bernabéu. 

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información