Ir a versión clásica Ir a versión móvil
18 septiembre 2016

La mala noticia que recibió ayer Gareth Bale

  • La casa de los abuelos de su novia fue atacada en Cardiff
Bale lamenta una ocasión marrada ante el Celta de Vigo Bale lamenta una ocasión marrada ante el Celta de Vigo
Gareth Bale
Defensa Central Defensa Central

Gareth Bale sufrió una noticia de lo más desagradable en el día de ayer. Los abuelos de su novia fueron atacados en su propio domicilio cuando dormían. Los asaltantes lanzaron piedras e incendiaron el coche de la familia.

John McMurray, de 79 años, y su esposa Eva, de 84 años, estaban dormidos cuando su coche fue incendiado y lanzaron ladrillos contra sus ventanas. En el interior de la casa, también se encontraba uno de los tíos de la mujer de Bale. Varios vecinos de la zona relataron a la prensa presente en el lugar de los hechos que podría tratarse de un ataque realizado “desde el resentimiento”.

Los McMurrays salieron del domicilio y, en estos momentos, están escoltados por miembros de seguridad en otro domicilio. La policía de Cardiff investiga los hechos y ha aislado para analizar el coche incendiado para encontrar posibles pruebas que ayuden a localizar a los autores de semejante salvajada.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información