Ir a versión clásica Ir a versión móvil
10 octubre 2016

Zidane empieza la semana acordándose de la 'espinita' del Villamarín

  • El francés ya sabe lo que es pinchar en la visita al estadio verdiblanco
Zidane en su visita al Benito Villamarín de la pasada temporada Zidane en su visita al Benito Villamarín de la pasada temporada
Zinedine Zidane no pudo pasar del empate la pasada temporada
Jaime de Carlos Jaime de Carlos

Zinedine Zidane sabe que este lunes ha empezado una semana muy importante en su trayectoria con el Real Madrid. La racha de empates - cuatro en total - se está alargando demasiado, por lo que la recuperación pasa por lograr una victoria el sábado en el Benito Villamarín. Aunque el campo del Betis no parece el mejor lugar para conseguir los tres puntos.

Y es que al de Marsella el estadio verdiblanco le trae sensaciones encontradas, porque por un lado marcó en él uno de los mejores goles de su carrera en 1995. Fue una magnífica volea desde casi el centro del campo en un partido de la Copa de la UEFA en el que defendía aún la camiseta del Girondins de Burdeos. Sin embargo, en sus posteriores visitas con el Real Madrid no logró ganar nunca allí al cosechar tres empates y una derrota - por 3-1 -; resultados a los que hay que sumar el empate (1-1) dirigiendo al equipo la pasada campaña. 

De hecho, Zidane sufrió en Sevilla su primer traspiés como entrenador merengue tras ganar los dos primeros partidos que dirigió. En ese choque los béticos se adelantaron en los primeros minutos y solo Benzema en la segunda parte pudo igualar la contienda gracias a una magnífica acción de James. Y ni siquiera el 'asedio' merengue a la portería de Adán sirvió para lograr el triunfo, por lo que el Madrid se quedó a 7 puntos del líder Barcelona y, a la postre, acabó cediendo dos puntos que serían claves en la lucha por el título.

Por todo ello 'Zizou' y su cuerpo técnico están preparando el partido del sábado con un 'plus' de prudencia. El Betis de ahora es bastante distinto al de la temporada pasada, principalmente por contar con nuevo técnico, Gustavo Poyet. Pero sigue siendo el mismo conjunto correoso y peligroso que en su estadio gana muchos enteros. Algo a lo que hay que sumar el desgaste acumulado tras la semana de 'partidos FIFA', por lo que el entrenador merengue intentará trabajar en estos cinco días los aspectos clave para evitar que se repita la sorpresa que se vivió el pasado mes de enero.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información