Ir a versión clásica Ir a versión móvil

"Robben nunca más será de cristal"

  • Un ex internacional oranje, Tsheu La Ling, tilda a los médicos blancos de "curanderos" por no percatarse que las lesiones del jugador son a causa de su mala alimentación
El secreto de la recuperación del holandés
DC - Madrid DC - Madrid

Tsheu La Ling, ex internacional holandés a finales de los 70, cree haber dado con la tecla acerca de los sempiternos problemas de Arjen Robben con las lesiones. Según La Ling, "los músculos del futbolista del Real Madrid no son lo suficientemente fuertes a causa de su mala alimentación". Ayer, y pese a que se afirmaba que el extremo blanco estaría cinco semanas de baja, saltó a entrenar.

La Ling, en la fotografía junto a estas líneas, desveló la milagrosa recuperación de Robben en la revista Revu. Según el ex jugador, propietario ahora de una empresa de nutrición, "tras enterarme de la última lesión muscular de Arjen, me puse en contacto con su padre, Hans, quien no me recibió precisamente con los brazos abiertos, aunque lo entiendo. Pero me puso en contacto con los servicios médicos del Real Madrid para ver la posible solución, porque el chico lo único que quiere es jugar".

Según la versión de La Ling, Robben estuvo la semana pasada en Eslovaquia, donde el nutricionista gestiona el club AS Trencin, para someterse a los dictados del ex futbolista. Y allí se sometió a un análisis nutricional que dictaminó que la mala alimentación del extremo era la causa de sus sempiternas lesiones. "A partir de ahora, Robben va a consumir su energía de la grasa de su cuerpo. Los futbolistas son como coches de carreras, necesitan combustible para mover los músculos o de lo contrario se lesionan. Y Arjen no comía bien", señala La Ling.

El ex futbolista, además, lo tiene claro. "Robben nunca más será de cristal. Yo solucionaré el problema. Por supuesto que le va a doler durante algún tiempo todavía, porque sus lesiones tienen que cicatrizar, pero dentro de muy poco veremos cómo se acabó el problema". Y aprovecha para lanzarle una puyita a los médicos del Real Madrid en concreto, pero que está dirigida a todos los galenos futbolísticos del mundo. "Los médicos del Real Madrid son curanderos, hay mucho más alrededor del mundo del fútbol. Es lamentable que se acuda a la nutrición como último recurso, los futbolistas se creen las dulces palabras del club que dicen que una lesión muscular conlleva seis semanas de recuperación y se acabó".

En la entrevista, publicada antes de que Robben saltara al entrenamiento en Valdebebas sorprendiendo a propios y extraños, La Ling ya confirmaba la fe en sus posibilidades: "La página web del Madrid señala que Robben estará de baja al menos hasta final de año. Yo digo que está para jugar la semana que viene". Y posiblemente tenga razón.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información