Ir a versión clásica Ir a versión móvil

El extremo no está olvidado

  • La posible opción de Walcott, reactiva las operaciones para cerrar al hombre de banda
La posible opción de Walcott, reactiva las operaciones para cerrar al hombre de banda
José David López José David López

Las dos últimas victorias ligueras y la mejoría evidente que ha logrado en ellas el Real Madrid, parece haber limado las esperanzas de acudir de nuevo al mercado invernal. El hombre de banda, ese extremo que iba a ser el primero en llegar pero que aún está en compás de espera, se está haciendo de rogar pero ni mucho menos la directiva blanca ignora la necesidad de cerrarlo de inmediato.

El nombre del inglés Walcott, aparecido en la prensa británica este lunes como candidato a la banda derecha del Santiago Bernabeu, es un reflejo de que el mercado no está cerrado para la entidad blanca. El internacional con los pross es una de las ‘perlas’ de futuro del Arsenal de Wenger, aunque una lesión en el arranque de la campaña le ha dejado en el dique seco, frenando así una progresión que empezaba a destaparse como se esperaba hace años.

En la agenda que manejan los directivos madridistas para pulir al máximo las necesidades ofensivas del equipo de Juande Ramos, aún están jugadores visiblemente descartados por el paso de los días. Así, el argentino Di María, que vuelve a tener minutos en el Benfica de Quique tras su lesión, o el serbio Krasic, que podría haber rebajado sus pretensiones particulares, no están olvidados por la secretaría de la capital de España.

El ecuatoriano Valencia, que ha tenido algunos detalles en sus últimos partidos de Premier y FA Cup durante esta semana, no acaba de convencer, pero sigue estando vigente para reforzar el bando derecho. Alternando la banda está Ashley Young, que tras ser declarado intransferible por el técnico ‘villano’ Martin O´Neill, parece condenado a seguir en Villa Park y no vestirá de blanco salvo que el Real Madrid ponga un ofertón sobre su mesa.

Algo más frías quedan las opciones del joven inglés Jonson, que viene siendo fijo en el Middlesbrough, o del ruso Arshavin, que se ha ganado su marcha del Zenit tras conseguir el permiso de su equipo pero que no acaba de encajar. Londres y el Emirates parecen destinos fijos para el extremo.

Por tanto, aún con el mercado abierto y las intenciones intactas, el nombre puede consumarse en cuestión de días.
 

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información