Ir a versión clásica Ir a versión móvil

"No tengo miedo a Florentino Pérez"

  • Eugenio Martínez Bravo, precandidato a la presidencia del Madrid, explica su modelo a Defensa Central
Eugenio Martínez Bravo, precandidato a la presidencia del Madrid, explica su modelo a DC
Rubén Cañizares - El reportaje Rubén Cañizares - El reportaje

Eugenio Martínez Bravo, socio 17.360 del Madrid, es a sus 39 años uno de los aspirantes a presidir el Real Madrid durante los próximo cuatro años. Este abogado madrileño, socio blanco desde 1982, ha sido la cara visible de la oposición a través de su organismo, la Plataforma Blanca, durante el mandato de Ramón Calderón. Ahora que éste ya no está, y que el próximo verano habrá elecciones a la presidencia del Madrid, Eugenio Martínez Bravo se postula como uno de los candidatos, sin miedo ninguno a Florentino o cualquier otro rival.

Lleva años sondeando el madridismo, recopilando adeptos a la causa y se siente preparado para devolver a la entidad al primer plano nacional e internacional. Convencido de ganar, de regenerar el club, de devolverle los valores de don Santiago Bernabéu, quiere rodearse de gente con ADN blanco, no contaminado con el pasado. Además, dolido por el actual maltrato al socio, piensa crear un club social donde éstos puedan empaparse de madridismo, además de prometerle que jamás hará del Madrid una S.A.D. porque él tiene claro que los únicos dueños ahora y siempre del club deben ser los socios.

“Llevamos trabajando mucho tiempo en este proyecto. Hace tres años, en el ambiente preelectoral de las últimas elecciones, no satisfecho con las candidaturas que había, ya que todos anteponían sus intereses a la imagen del club, percibí que había muchos socios con ganas de comenzar a generar algo nuevo y por ello puse en marcha la Plataforma Blanca. Una asociación que quiere unir al madridismo y devolverle los valores que le hicieron ser el mejor club del siglo XX”.

"ELECCIONES EL 24 DE MAYO"

Eugenio Martínez Bravo afirma rotundamente que es una locura dejar las elecciones hasta julio: “Las elecciones deben ser el 24 de mayo, en el último partido del Bernabéu de esta temporada. No entiendo la justificación de las cuentas. Cierras el ejercicio económico el 30 de junio, pero luego hasta el 31 de diciembre no las aprueban los socios. Eso a mí me lo tienen que explicar, va en contra del sentido común. Las elecciones en julio son una locura para la planificación del equipo”.

"MI PROYECTO TRAE AIRE FRESCO, ME RODERA´RE DE GENTE CON ADN BLANCO"

Tras tantos años en la oposición, Eugenio mira con enorme ilusión la oportunidad de liderar un proyecto nuevo “lleno de aire fresco y rodeado de los mejores en la parcela deportiva, social y económica. Evidentemente no voy a dar nombres, pero mi equipo será cien por cien de ADN blanco, gente de la casa que quiere y conoce este club”.
Eugenio rebosa optimismo por cada poro de su piel y se ve ganador el día de las elecciones: ”Somos la única alternativa independiente, capaz de unir al madridismo y evitar la fragmentación social. Si estamos todos unidos, los medios de comunicación madridistas, los socios, los aficionados, la directiva, el presidente, el entrenador y los jugadores, este club será casi invencible, y digo casi porque esto es fútbol y puede pasar de todo. Volveremos a ser el club que fuimos en el siglo XX”.

"SOMOS UNA ALTERNATIVA GANADORA"

Sabe que las encuestas favorecen a Florentino, pero dice que él es la alternativa a ese “modelo presidencialista que representa el pasado y no el futuro”. Por eso, no teme a nadie: “Estoy convencido de que vamos a ganar. Tengo mucho respeto por Florentino. Está en su derecho de presentarse, pero palpando el ambiente, creo que el socio quiere una regeneración, un modelo nuevo. El Madrid necesita pasar página al pasado y mirar al futuro. Parece que Florentino ya ha ganado el partido y aún ni ha saltado al campo. Este partido hay que jugarlo todavía”. Es más, tiene fe ciega en su triunfo: “Mi modelo no es presidencialista. Yo no soy un millonario famoso. Esto es una candidatura que ha ido de abajo a arriba. Tengo una fe ciega en que podemos conseguir un cambio en el Madrid. Siento que vamos a dar la campanada y vamos a ganar. No tengo miedo a Florentino ni a ningún rival. Confío en el socio del Madrid. Aquí hay una alternativa ganadora”.

EXIGE EL CAMBIO DEL VOTO POR CORREO

Pero antes de los comicios, Eugenio pide limpieza y una premisa clara, cambiar el voto por correo: “Queremos acudir a las elecciones con las mismas cartas y para ello es fundamental modificarlo, porque parece que hay algunos que no quieren cambiarlo. Tenemos una gran oportunidad de hacer bien las cosas. Nosotros ya propusimos modificarlo para hacerlo a imagen y semejanza de las elecciones generales y en el club nos ignoraron cuando en Correos nos aseguraron que es muy sencillo hacerlo de este modo. En la próxima Asamblea es fundamental votar un nuevo modelo de voto por correo”.

 

Crítico con las cuentas del Madrid, desastrosas bajo su punto de vista a pesar de lo que quieran vender desde el club, tiene claro que lo primero que haría si llega a la presidencia es auditar las cuentas y contarle al socio toda la verdad, con transparencia y máxima sinceridad.

MODELO SOCIAL Y ECONÓMICO

Eugenio quiere crear un club social que una a los socios blancos: “El socio tiene que volver a sentir que el Madrid es su casa. Queremos crear un club social donde nuestros afiliados disfruten, puedan ir con sus hijos, practiquen deporte, tengan su hotel donde hospedarse, puedan comer juntos, dentro todo de un ambiente plenamente madridista. Donde se empapen de madridismo”. En el apartado económico, cree que hay mercados emergentes que el Madrid no explota: “Hay que internacionalizar el Real Madrid. Hacer de esta entidad un gran planeta blanco. El Madrid tiene que ir donde está el dinero, hay mercados emergentes donde el Madrid gusta mucho y esta marca se puede explotar bastante más”.

MODELO DEPORTIVO

Pero Eugenio es realista y sabe que la pata más importante de su proyecto es la deportiva: “Conozco bien al socio madridista. Se moverá y votará al proyecto deportivo que más le ilusione, pero siempre creo que casado a esa idea de regeneración y aire fresco que el club necesita. Contaremos con los mejores jugadores del momento, que al socio no le quepa duda, pero siempre jugadores que se sientan orgullosos de vestir la camiseta del Real Madrid. Digo esto porque creo que el presidente del Madrid no debe meterse en el terreno deportivo, pero sí que debe medir a los jugadores, su ambición, su inconformismo, su sentimiento, comprobar que están preparados para vestir esta camiseta. Un poco el modelo Santiago Bernabéu proyectado al siglo XXI.

Piensa que hay que crear un proyecto donde se deje trabajar a la gente, darle estabilidad, donde de nuevo el club tenga la mejor cantera del mundo y la mejor red de ojeadores para que las estrellas del futuro se formen en el Madrid: “No soy un presidente de talonario. Soy un presidente de anticipar e identificar las grandes estrellas. Yo no estoy obsesionado por CR7 sino por saber donde está el futuro de Cristiano Ronaldo. Si el Manchester fue capaz de ficharlo con 17 años, por qué el Madrid no. Si la Juve fichó a Zidane con 21, por qué el Madrid no, si el Milán fichó a Kaká con 20 años, por qué el Madrid no y un largo etcetera”.

Por último, amante del baloncesto, aboga por impulsar de nuevo la sección y estudiar la apertura de otras: "Las secciones se pueden autogestionar con patrocinadores. Quiero reflexionar en el tema de rugby, del fútbol sala, del balonmano, pero sobre todo del baloncesto. Apuesto firmemente en el baloncesto, quiero hacer un proyecto ganador, hacer una sección fuerte. Creo que los mejores clubs europeos tienen que reflexionar en una Liga europea y hay que recuperar la cantera en baloncesto. Ahí me gustaría contar con los viejos valores del madridismo".

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información