Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Nadie olvida la remontada con Capello

  • Con él, los merengues ya le birlaron una Liga que el Barcelona creía que tenía ganada
Con él, los merengues ya le birlaron una Liga que el Barcelona creía que tenía ganada
Alberto Piñero - Madrid Alberto Piñero - Madrid

El pasado fin de semana se disputó la jornada 23 de Liga, y cualquiera que no la haya seguido en absoluto este año, podrá pensar que los diez puntos de distancia que el líder mantiene con el Real Madrid serían insalvables a falta de quince capítulos hasta el final del campeonato.

Sin embargo, la llama de la esperanza está más viva que nunca en el madridismo después de haber recortado dos puntos al Barcelona el pasado domingo en El Molinón. Las últimas semanas ha quedado demostrado que el conjunto culé es terrenal y, de hecho, algunos de sus últimos partidos los ha sacado in extremis, mientras que el Real Madrid no ha dejado de pisar el acelerador en todo el 2009. Así, con esta situación, las palabras miedo, temor, y presión han empezado a aparecer en el vocabulario blaugrana, y el cagómetro culé se ha disparado, mientras que en la mente del madridismo sólo hay hueco para una, escrita en mayúsculas: remontada.

El fantasma de Capello aún planea sobre Can Barça, mientras que la campaña del ‘Juntos podemos’ (con vídeo incluido) de hace dos temporadas sigue latente en la capital del país. Entonces, a estas alturas, el Barcelona se había mantenido por encima del Real Madrid desde la primera jornada de Liga, y justo en la jornada 24 alcanzaba la mayor diferencia (6 puntos), sin embargo el que acabó levantando el trofeo de la Liga fue el Madrid tras unos últimos meses de competición para el recuerdo, dejando los preparativos en la plaza de Canaletas completamente obsoletos.

Aquel Barcelona de 2006-07 también se entendía que era el mejor de la historia

A pesar de que la distancia era menor en aquel momento, el Real Madrid dejó en el aficionado madridista y culé una sensación de que era capaz de todo, que es el mismo sentimiento que invade ahora el país. En aquella temporada, la primera mitad de campeonato merengue fue nefasta a nivel de resultados, y también por problemas en la directiva (donde el aficionado no avalaba la llegada de Calderón por las promesas incumplidas de fichajes y el fraude del voto por correo), y de índole deportivo (con un Capello en la cuerda floja, y con Beckham y Ronaldo en la grada del Bernabéu).

EL DATO:

Siempre que el Real Madrid ha conseguido ocho victorias consecutivas, ha sido campeón de Liga

Desde Cataluña se hablaba del peor Madrid de todos los tiempos, mientras que en el otro lado de la balanza estaba el mejor Barcelona de la historia, con un tridente fantástico formado por Eto’o-Ronaldinho-Deco y con la figura de Messi asomándose por el horizonte (firmó 14 goles aquella temporada). Ahora, dos años más tarde, los antecedentes de ambos equipos son muy similares, casi idénticos, y tanto en Madrid como en Barcelona lo saben, dando pie así a una remontada que no es una utopía.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información