Ir a versión clásica Ir a versión móvil

El pasillo ya se disfruta en el Bernabéu

Luciano Sabatini Luciano Sabatini


Éste es un día especial, de eso no hay duda. Primero, porque toca celebrar el título, y segundo, porque se hará frente al eterno rival. Es algo que desde primera hora del día se puede vivir en las inmediaciones del Santiago Bernabéu.

La expectación es máxima, la gente se agolpa haciendo cola en las taquillas, para poder acceder a una última entrada, el lleno está garantizado. Incluso la reventa funciona desde hace varios días: se piden hasta 200 euros por una entrada de tribuna, cuando su precio en taquilla no supera los 80.






Han llegado aficionados de todas partes del mundo para ver el clásico ante el Barcelona, los aledaños del estadio están llenos de turistas y fans que admiran el coliseo madridista como un monumento más de la ciudad. La tiene oficial del club no da a basto con las peticiones de los aficionados y se han agotado unas camisetas de edición especial de Adidas, que conmemoran la 31ª Liga del Real Madrid.

Los equipo llegará al Bernabéu a las 20:30, y media hora antes se abrirán las puertas del Estadio para que los aficionados puedan ingresar y vivir la fiesta desde las gradas, donde se ha preparado una fiesta especial, que acabará con el ya clásico pase de capote de Raúl tras el encuentro.
Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información