Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Torres más altas han caído

  • El nonacampeón de Europa ha de ganar en Anfield para continuar vivo en la Champions
El nonacampeón de Europa ha de ganar en Anfield para continuar vivo en la Champions
Eduardo Torrico - La previa Eduardo Torrico - La previa

Misión complicada, sí, pero no imposible. El Real Madrid se estrena esta noche en el mítico Anfield con la obligación de ganar para continuar vivo en la Champions League. Bien mirado, la derrota a manos del Liverpool hace dos semanas en el Bernabéu (0-1) podría tener efectos positivos, ya que a Juande Ramos no le queda más remedio que salir a por la victoria desde el primer momento. ¿O jugará a no perder, como en él es habitual? Lo sabremos pronto, porque Europa entera vive pendiente de este duelo entre los dos más laureados equipos del viejo continente (con permiso del Milán).

 

Liverpool: Reina; Arbeloa, Carragher, Skertel, Fabio Aurelio; Babel, Xavi Alonso, Mascherano, Kuyt; Gerrard y Torres.

Real Madrid: Casillas; Sergio Ramos, Pepe, Cannavaro, Heinze; Robben, Lass, Gago, Marcelo; Higuaín y Raúl.

Árbitro: Frank de Bleeckere (Bélgica).

Estadio: Anfield (Liverpool).

Hora: 20,45 (Antena 3).

 Herido en su amor propio por el empate del pasado sábado en el derbi, el Real Madrid afronta el partido sin muchos complejos y sin grandes dudas. Todo lo contrario que el Liverpool, que no está acomplejado, pero sí tiene a un buen número de elementos en precariedad física: Torres, Gerrard, Arbeloa... Además, Rafael Benítez no podrá contar con los lesionados Agger y Benayoun, ni con el sancionado Riera.

Salvo que Juande entre de nuevo en un proceso de enajenación mental transitoria y vuelva a sorprender a propios y extraños con mil cambios en el equipo, los once que jugarán de salida serán los de siempre, con la incógnita de si meterá a Sneijder, para reforzar el centro del campo, o a Marcelo, para ganar en capacidad de penetración por las bandas. Los expermientos, como decía el genial Eugenio D'Ors, se deben hacer con gaseosa y no con champán, así que sería deseable que el técnico manchego no experimentara más, porque prácticamente todo el champán se derramó lamentablemente en el derbi.

Descifrar qué formación pondrá en liza Benítez pertenece ya al terreno del arcano. Si no pudiera jugar Arbeloa, se abre un amplio abanico de posibilidades, que contempla hasta la ubicación en el lateral derecho de Mascherano. Pero este tipo de partidos no se los quiere perder nadie, así que todo hace indicar que tanto Arbeloa como los tocados Torres y Gerrard cantarán desde el principio el "You'll never walk alone".

Para el nonacampeón de Europa está algo más que la continuidad en la Champions y los millones de euros que esa continuidad le depararía. Está en juego su prestigio, porque caer por quinto año consecutivo en los octavos de final es una afrenta que el Real Madrid, si quiere ser fiel a su historia, no se puede permitir.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información