Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Todo listo para el asalto al triplete

  • Gran pretemporada del equipo blanco
Gran pretemporada del equipo blanco
Defensa Central Defensa Central

La superproducción de Florentino Pérez tiene, por lo visto hasta ahora, una pinta inmejorable. El equipo de Manuel Pellegrini, a pesar de contar con ocho jugadores nuevos, ha demostrado una progresión ascendente de la pasada temporada, por lo que no es nada osado decir (aunque duela en Barcelona) que los blancos optan al triplete la próxima temporada.

Ya está todo listo. Los Kaká, Cristiano, Benzema y compañía están ya en la línea de salida para el salto de la hegemonía del Barcelona. A los mandos del ingeniero de caminos Manuel Pellegrini, los blancos han finalizado, tras inicio con luces y sombras, de forma brillante la pretemporada, con un balance de seis victorias, un empate y una derrota.

DUDAS AL COMIENZO DE LA PRETEMPORADA

El periplo de los nuevo galácticos comenzó en Dublín (Irlanda) ante el Shamrock Rovers, el mejor equipo de ese país. Los blancos demostraron un ritmo de juego acorde a esas alturas de pretemporada, aunque se vieron destellos de calidad que dieron motivos para la esperanza, como la gran segunda parte de Benzema, que a la postre anotó el gol que supuso el triunfo.

Después llegó la denominada 'Champions' del verano, la Peace Cup, en el que se cosechó un empate ante Al Ittihad (1-1), posteriormente se venció a la Liga de Universitarios de Quito (4-2), y en semifinales se perdió ante la Juventus (1-2). Ante el conjunto árabe se vio probablemente la peor versión de este equipo. Sin claridad de ideas en ataque, sólo Raúl fue capaz de marcar ante un conjunto al que sólo le bastó mantener un cierto orden en defensa para sacar un merecido empate del Bernabéu.

PROBLEMAS A BALÓN PARADO

Ante la Liga de Quito se mejoró la imagen en ataque, pero aumentaron las dudas en defensa. Los de Pellegrini concedieron los dos goles a balón parado, aunque el equipo, liderado por Granero mostró por momentos fases de buen fútbol para derrotar a un equipo incómodo que venía avalado por su triunfo en la Copa Libertadores la temporada pasada. Ante la Juventus, se agravaron aún más si cabe los problemas a balón parado. Los italianos marcaron sus dos tantos en sendos saques de esquina. Las lagunas fueron tan evidentes que Pellegrini, en la rueda de prensa posterior al choque, tuvo que reconocer que todavía no habían trabajado ese aspecto en los entrenamientos.

La imagen del equipo empezó a mejorar con la gira por Canadá y Estados Unidos. Mucho tuvieron que ver Kaká y Xabi Alonso. Tanto el brasileño como el donostiarra son los destinados a ser los creadores de juego de este nuevo Madrid, y su irrupción ante el Toronto CF y el DC United supuso un aumento considerable de la calidad de circulación de pelota del equipo blanco. La consecuencia de esto fueron no sólo las goleadas ante estos conjuntos, sino que el equipo, al tener más posesión de la pelota, sufrió menos en defensa, gracias en parte a la entrada en las alineaciones de Albiol, que se incorporó al trabajo el mismo día que Kaká, Casillas y Sergio Ramos.

KAKÁ ASUME EL LIDERAZGO DEL EQUIPO

Tras la vuelta a Europa tocaron disputar los partidos conmemorativos de los Centenarios ante la Real Sociedad y el Real Madrid. El conjunto donostiarra ha sido, posiblemente, el conjunto que más ha plantado la cara ante los blancos. Si bien en ataque no gozaron de demasiadas ocasiones de gol, los blancos no pudieron adelantarse en el marcador hasta la segunda parte, cuando Benzema aprovechó un rechace a falta de Cristiano.

Ante el Borussia, sin embargo, se vio todo lo que puede ofrecer el equipo de Pellegrini la próxima temporada. Con una pegada demoledora, los blancos se dieron un festín ante un conjunto que apenas pudo plantar cara ante el vendaval madridista. Kaká se erigió no sólo como el lider del equipo, sino también como el mejor jugador madridista de esta pretemporada.

UN EQUIPO PARA SOÑAR

Ante el Rosenborg, con el Bernabéu como escenario de excepción, supuso la culminación de una pretemporada que ha renovado las ilusiones de los madridistas de cara a las próximas temporadas. Se ha hecho un equipo para soñar, y el objetivo del triplete, un signo de prepotencia para algunos, no es para nada algo osado visto lo visto a lo largo de este verano.

 

 

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información