Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Vieira ningunea a Lass Diarra

  • Decepcionado por no jugar con la selección francesa
Decepcionado por no jugar
Alberto Piñero - Madrid Alberto Piñero - Madrid

Está a punto de cumplirse un año desde que Lass Diarra aterrizara en la capital española en el pasado mercado invernal de fichajes, y el salto de calidad que ha dado el mediocentro blanco ha sido sideral. De ser un completo desconocido en el Portsmouth, el francés ha pasado a ser reconocido mundialmente y un fijo tanto en el Real Madrid como en la selección francesa.

En el conjunto blanco ha desplazado del once titular tanto a Gago como a Mahamadou Diarra, mientras en el combinado francés ha terminado de confirmarse como el heredero de Patrick Vieira en el puesto de pivote, algo que no ha sentado muy bien al mediocentro del Inter de Milán. Mucho se había especulado en los días previos al Irlanda-Francia de la repesca con que el corpulento centrocampista iba a volver a ser importante con los bleus, hasta Zidane había hablado sobre su posible regreso, sin embargo Raymond Doménech no se dejó llevar por los cantos de sirena y ni siquiera convocó al ex jugador del Arsenal. Y es más, porque ni siquiera le ha llamado tras confirmarse ayer domingo la lesión de Toulalan.

Vieira está un poco desilusionado con esta situación, pues creía que sus últimas notables actuaciones con el Inter de Mourinho le iban a servir para retomar su rol protagonista con la selección a pesar de que las lesiones y la edad han estado a punto de retirarle del fútbol de primera línea recientemente. Y quizás por ello, ha arremetido contra los centrocampistas galos en su intento por reivindicarse. "Sé que en mi puesto no hay nadie mejor que yo en la selección francesa. Puede parecer pretencioso, pero estoy convencido de ello" aseguró Vieira a L'Èquipe, en lo que parece un ataque claro a Lass Diarra, el que ha cogido su testigo.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información