Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Y Cristiano descorchó 2010

  • El futbolista portugués puso fin a su
El portugués volvió a anotar
Borja Fernández Borja Fernández

Cristiano Ronaldo vivía en sus propias carnes el terrible síndrome de la portería pequeña, aquél por el que los delanteros no consiguen hacer aquello para lo que han nacido: meter goles.

En las últimas tres jornadas Cristiano Ronaldo había cumplido con el ritual acostumbrado, había seguido todos los pasos necesarios para llegar al gol: había disputado los noventa minutos ante Osasuna, Mallorca y Bilbao; había jugado con la misma intensidad del que sabe que cada minuto en el fútbol es oro puro; se había echado al equipo a la espalda cuando más se le necesitaba; había realizado más remates más que nadie (el portugués dispara a puerta una vez cada 12 minutos)... pero nada. La portería le había dado la espalda.

Finalmente tuvieron que llegar los hombres de Juan Ramón López Muñiz al Santiago Bernabéu para romper el maleficio. Cristiano Ronaldo, que no se había estrenado como goleador en 2010, logró ante el Málaga dos tantos que le devuelven a su condición de depredador del área. Con todo, su actuación ante los malagueños volvió a aunar luces y sombras: a su potencia descomunal y potente disparo lejano le siguieron un exceso de garra que volverá a dejar al Madrid sin su jugador más desequilibrante para la visita a Riazor. La expulsión del portugés por golpear a Mtilinga se suma a la que sufrió ante el Almería en una actitud de Cristiano que despierta los temores entre la directiva blanca.

Sea como fuere, con la baja temporal de Higuaín y los problemas de adaptación de Benzema, el chico de Madeira sabía que debía ser él quien liderara al equipo en la carrera por dar caza al Barça. Con estos tantos, Cristiano suma 9 goles en Liga, a dos del pichichi madridista Higuaín y aún distanciado de su alter ego 'culé', Leo Messi (15). De momento, el madridista ya ha arrancado su cuenta goleadora en 2010 dejando a un lado las especulaciones sobre una supuesta presión sobre el futbolista que ya le acompañara a comienzos de temporada y que el portugués desmontó a ritmo de goleada. Veremos ahora si 'CR9' se prodiga igual de cara a gol en la segunda vuelta de la Liga y menos con el juego de manos.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información