Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Albiol, la limpieza hecha defensa

  • El valenciano apenas ve tarjetas amarillas a pesar de su implicación en la defensa madridista
El valenciano apenas ve tarjetas amarillas a pesar de su implicación defensiva
David Jorquera David Jorquera

Llegó sin hacer mucho ruido al Real Madrid. Venía de ser un hombre referencia en el Valencia y un jugador importante en la selección. Ambas cualidades las ha conseguido aunar, cinco meses después, en el equipo madridista. Raúl Albiol ha caído de pie en Chamartín y, además, lo ha hecho con mucha limpieza.

El valenciano se ha convertido en un jugador imprescindible para Pellegrini. Primero, como acompañante de Pepe. En la actualidad, con Ramos o Garay como pareja de baile. Sin embargo, Albiol es inamovible. 18 partidos de Liga con el Madrid le contemplan, todos ellos en el equipo inicial a excepción del choque de Gijón en el que tuvo descanso.

Imponente en el corte, Albiol ha sorprendido a propios y extraños por la limpieza que atesora en el terreno de juego. Y es que en los 1490 minutos de juego que atesoran sus piernas sólo ha visto dos cartulinas amarillas. Esto se traduce en que Raúl Albiol ve una cartulina amarilla en Liga cada 745 minutos de juego, una cifra escandalosa tratándose de un zaguero. Un dato que corrobora que el buen hacer de Albiol sobre la hierba viene dado por una buena colocación y, ni mucho menos, basándose en el juego subterráneo que otros defensores de la Liga utilizan para amedrentar a sus rivales.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información