Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Abonados a la Higuaín - dependencia

  • La ausencia del argentino ya se está empezando a notar
La ausencia del argentino ya se está empezando a notar
Daniel Castellanos - DC Daniel Castellanos - DC

Pese a llevar tan solo tres partidos de baja a causa de su hernia discal, la ausencia de Gonzalo Higuaín ya la está empezando a notar el Real Madrid. El argentino es sin lugar la mejor la mejor alternativa que tiene Mourinho para la posición de delantero centro, y su no presencia en un terreno de juego es la peor de las noticias que en estos momentos podrían tener los merengues.

En lo que llevamos de temporada sólo ha habido cuatro partidos en los que el 'Pipita' no ha salido desde el inicio. El primero de ellos fue el partido de ida de los dieciseisavos de final de la Copa del Rey ante el Murcia en el estadio Nueva Condomina, en el que el Madrid cosechó un triste cero a cero y con un bagaje de apenas tres ocasiones claras de gol en la portería defendida por el cancerbero pimentonero.

Tras serle detectada hace dos semanas una hernia discal, Higuaín se ha perdido hasta tres partidos de forma consecutiva con su equipo. El primero de ellos fue ante el Ajax en el Amsterdam Arena, aunque en este caso el equipo no lo echó de menos a tenor del resultado que se dio en dicho encuentro (0-4). Sin embargo, los problemas empezaron a aparecer en el día del 'clásico', en el que Benzema apenas rascó bola a lo largo de los minutos. Tanto echa de menos Mourinho a su pupilo que, ante el Valencia, preifirió salir de inicio con un falso '9' como Özil antes que con el teórico suplente del argentino, Karim Benzema.

¿Y en que se nota la ausencia de Higuaín? Sus números goleadores en los tres últimos años están fuera de toda duda, por lo que poner el énfasis en ese aspecto de su juego no sería más que hablar por hablar. El 'Pipita' hace un trabajo en el equipo similar al que hacía Eto'o en el Barcelona: es el primero en ir a presionar al conjunto rival, y a eso le acompaña un constante movimiento por todos los frentes del ataque, cayendo constantemente a las bandas. Son unas características que aún no ha llegado a demostrar Benzema, y es por ello que Mourinho, pese a la ausencia de su delantero centro titular, prefiere apostar para esa posición por alguien que sí le pueda hacer esa labor oscura (como Cristiano Ronaldo u Özil), antes que por el delantero galo.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información