Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Relegados al banquillo

  • Sergio Canales, Pedro León y Lass Diarrá, sentenciados
Sergio Canales, Pedro León y Lass Diarrá, sentenciados
Naza Diaz Naza Diaz

A lo largo de la temporada, la mayoría de los entrenadores perfila en su mente una idea de desarrollar el fútbol de su equipo y para lo cual, reparte los minutos entre sus jugadores en función de sus características técnicas, su actitud disciplinaria, su estado físico, anímico y una serie de circunstancias que acaban por decantar el contador de minutos a un determinado número de jugadores.

Muchos se quedan a las puertas a pesar de que sus aspiraciones son ganarse la titularidad. Otros la consiguen pero la pierden en beneficio a otro compañero. Unos son descartes técnicos, con otros no hay feeling y en otros no se confía.

Sergio Canales, Pedro León y Lass Diarrá son tres casos diferentes con un mismo final: Están sentenciados por el mister y destinados a ocupar el banquillo salvo situación excepcional.

Bien puede ser porque el técnico juzgue que el fútbol que ofrece un miembro de la plantilla no aporte al conjunto lo que necesita (caso de Pedro León), bien puede ser que la actitud del futbolista no sea correcta y tenga problemas de disciplina en un momento clave de la temporada (caso de Lass Diarrá) o bien que el entrenador desconfíe de la juventud (caso Canales y de la cantera en general).

Canales y Pedro León han jugado apenas poco más de un encuentro entero en cuanto a la Liga se refiere. Lass por su parte comenzó a ganar puntos cuando Mourinho dudó de Khedira pero su falta de compromiso ha devuelto al francés a la banca, e incluso a la grada.

Tres ejemplos, y tantos otros que se podrían poner. El eterno dilema está ahí. ¿Mantener a un Once de gala durante toda la temporada e ir tapando agujeros con 11 suplentísimos o unas rotaciones permanentes? Que cada responsable de vestuario emita su propio juicio.

 

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información