Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Las tarjetas le juegan una mala pasada al Madrid

  • Cuatro jugadores del conjunto blanco están apercibidos de suspensión..
Cuatro jugadores del conjunto blanco están apercibidos de suspensión
Daniel Castellanos - DC Daniel Castellanos - DC

Cuatro jugadores de la plantilla del Real Madrid van a encarar el choque del Olympique de Lyon con una dificultad añadida, y es que están apercibidos de suspensión. Nos referimos a Cristiano Ronaldo, Sergio Ramos, Di María y Albiol, que de ver una amarilla se perderían el próximo partido del Madrid en esta competición.

 

Las rondas finales de la Champions requieren tener a todos los jugadores de la plantilla a disposición de su técnico. Pero, debido a la acumulación de tarjetas de cuatro de las vacas sagradas de la plantilla del Real Madrid, esto no va a ser posible. Y es que a estas alturas de la competición ni Cristiano Ronaldo, ni Sergio Ramos, y tampoco Di María o Albiol pueden permitirse el lujo de jugar ante el Olympique de Lyon pensnado en que, si ven una amarilla, se perderán el siguiente partido de la competición.

Y es que el haber visto tantas amarillas en la primera fase de la competición le puede jugar a la larga una mala pasada al Madrid. Sergio Ramos, por ejemplo, ha sido amonestado en todos los partidos en los que ha jugado este año en la máxima competición continental. Pero ya no hay marcha atrás, y a estas alturas del torneo los jugadores del Madrid deben sacrificar sus intereses personales y mirar por el bien del equipo. Y es que, si no se hace así, el Madrid corre el riesgo de caer eliminado antes de tiempo.

Así las cosas, si por ejemplo se da la situación de que un jugador del Lyon puede iniciar un contragolpe peligroso, Ramos no debe dudar en arriesgar una amarilla para evitar una ocasión manifiesta de gol. Y lo mismo puede decirse a todos los implicados en esta situación. El Real Madrid está por encima de las amarillas que pueda tener cada uno. Eso sí, lo que no sería de recibo es que alguno de ellos fuera amonestado por protestar, por perder el tiempo o por algún ‘piscinazo’. Eso es algo que también hay que controlar…

 

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información