Ir a versión clásica Ir a versión móvil

"Mou entró al vestuario y dio la mano a todos"

  • El entrenador del Sporting, Manuel Preciado, agradeció el gesto de Mourinho.
Preciado, feliz tras el triunfo
Defensa Central - EFE Defensa Central - EFE

El técnico del Sporting de Gijón, Manuel Preciado, se mostró "feliz" tras la victoria de su equipo ante el Real Madrid (0-1), gracias a un gol de De las Cuevas, y dijo que cuando se lo cuente a sus nietos les dirá que la lió.

"Estoy feliz por los que estaban en la "mareona". Llevábamos 32 puntos, si hoy perdíamos se acercaban los del descenso. Cuando se lo contemos a nuestros nietos, diremos la que liamos", dijo en la rueda de prensa posterior al partido, donde evitó polémicas con su homólogo blanco, José Mourinho.

El técnico cántabro valoró el "grandísimo esfuerzo" de sus jugadores, que acabaron el partido reventados, según reconoció. "A cualquier futbolista de mi equipo se le ponen los pelos de punta y para esto no hace falta motivarles demasiado. No hemos jugado con un plus de algo. No hay rencor ni acritud" explicó.

Preguntado por la polémica que tuvo con Mourinho en la primera vuelta, Preciado quiso quitarle hierro al asunto, pues "son situaciones que pasan". "Quería agradecer el comportamiento de Mourinho. Ha entrado al vestuario después del partido. Ha dado la mano a todo el mundo y es de agradecer", comentó.

"Esto es fútbol. Gane aquí con el Racing y a los dos meses me fui. Me quedo con que el equipo ha ganado aquí, empatar al Valencia, al Villarreal, al Barça y ganó al Atlético. Ahora quedan ocho partidos para ratificar", explicó el técnico sportinguista.

Además, para concluir, el entrenador rojiblanco explicó que la victoria en el Bernabéu era muy importante para su equipo, que ratifica así "el gran trabajo de la segunda parte de la temporada".

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información