Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Una Copa para no ser olvidada jamás

  • Un título más que merecido.
Un título más que merecido
Daniel Castellanos - DC Daniel Castellanos - DC

Tras varias temporadas de sinsabores, en las que el Real Madrid dio muchos disgustos a sus aficionados en la Copa del Rey, los de Mourinho al fin brindaron un buen papel a su afición en la Copa del Rey. Han sido el equipo más fiable del torneo del 'K.O.' y esa regularidad se vio reflejada también en la final ante el Barcelona.

El primer rival que tuvo en liza el Madrid en la presente edición de la Copa del Rey fue un equipo de 2ªB, el Murcia. Tras empatar a cero en La Condomina, en el Bernabéu golearon a los murcianos por 5-1. Ya en octavos fue el Levante el rival de los blancos, al que golearon por 8-0 en el Bernabéu, y con el que perdieron 2-0 a domicilio en la noche de Reyes.

En cuartos y en semifinales el rival tuvo rivales bastante fuertes. En primer lugar vino el Atlético de Madrid, al que se ganó tanto en el Bernabéu (3-1) como en el Calderón (0-1) para no perder la costumbre. Y después tocó en suerte el Sevilla al que se ganó con mucho sufrimiento tanto fuera (0-1) como en casa (2-0). Y en la final, ni el todopoderoso Barcelona pudo frenar a un Madrid que ha sido un más que justo ganador de esta Copa del Rey.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información