Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Felix Brych pasó desapercibido

  • El colegiado alemán se tragó un par de tarjetas, pero estuvo más o menos correcto
El colegiado alemán se tragó un par de tarjetas, pero estuvo más o menos correcto
Defensa Central Defensa Central

El colegiado alemán Felix Brych llegaba al encuentro de Nicosia habiendo dado una de cal y otra de arena al Real Madrid en los partidos que le había dirigido. Los blancos ganaron al Tottenham en la ida de cuartos de la pasada temporada con una actuación correcta del árbitro germano, mientras que hace tres temporadas el mismo colegiado mermó las oportunidades merengues en San Siro durante la primera fase.

Frente al APOEL, el alemán no influyó para nada en el resultado, si bien algunas de sus decisiones fueron excesivamente benevolentes con los futbolistas locales. Fueron varias las oportunidades que tuvo Brych para enseñar la cartulina amarilla a los hombres del cuadro chipriota, especialmente a Charalambides, pero el alemán prefirió llevar el partido subiendo mucho el listón de las amarillas.

Así, no vio amarilla Charalambides tras una zancadilla clamorosa a Cristiano Ronaldo y ni tan siquiera hubo falta en una jugada en la que el portugués reclamó penalti en el minuto 22 de juego. Fue falta, pero fuera del área de penalti. Aún así, Brych miró para otro lado. También lo hizo en un encontronazo entre Higuaín y Paulo Jorge que acabó con el pie del futbolista local en el pecho del argentino. Sea como sea, actuación más o menos desapercibida la del alemán.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información