Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Ataque antimadridista en la grada del Reyno

  • Un padre y sus dos hijos fueron atacados por sacar una bandera del Madrid
Un padre y sus dos hijos fueron atacados por sacar una bandera del Madrid
Defensa Central Defensa Central

El partido del Real Madrid ante Osasuna en el Reyno de Navarra dejó alguna que otra imagen para olvidar. La grada rojilla no aguantó por un momento el vendaval de fútbol merengue y a lo largo de los noventa minutos fueron varios los lanzamientos de objetos que se produjeron. No obstante, el mayor incidente se produjo antes del choque, cuando un grupo de aficionados rojillos intentó arrebatar a unos niños su bandera del Real Madrid.

No molestaron a nadie, e incluso no se puede meter en el bote a toda la afición de Osasuna, ya que a nadie parecía importarle que un padre y sus dos niños estuvieran en la grada del Reyno de Navarra apoyando al Real Madrid. Sin embargo, un pequeño grupo de energúmenos (no se les puede llamar de otra manera) montó en cólera al ver cómo este hombre y sus dos hijos colgaban de la grada una bandera del equipo blanco.

Tal y como reflejaron las imágenes de La Sexta, este grupo de impresentables intentaron quitar la bandera a los niños y se encararon con el hombre y con todo aquel que trató de ponerse de su lado para evitar el ataque. Una muestra de la poca tolerancia y el antimadridismo existente en determinados grupos de aficionados. Al final tuvo que acudir la policia para poner orden, pero al hombre le tocó quitar su bandera por miedo a mayores problemas. ¿Acaso no se puede ir al fútbol tranquilo con unos niños?

Según informó la propia cadena de televisión, el Real Madrid se ha puesto en contacto con este señor para tener un detalle con él e invitarle a ver un partido de su equipo en el Santiago Bernabéu. Un gesto que premiará el madridismo de una familia a la que le aguaron la fiesta un grupo de miserables.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información