Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Ferreiro, el árbitro que se 'comió' cuatro penaltis

  • Nefasta actuación del colegiado vasco en el Santiago Bernabéu
Nefasta actuación del colegiado vasco en el Santiago Bernabéu
Defensa Central Defensa Central

Ni en la primera jornada de Liga se ha librado el Real Madrid de un pésimo arbitraje. Carlos Delgado Ferreiro se convirtió en el gran protagonista del encuentro del Santiago Bernabéu, pues se plantó en él con la intención de no complicarse la vida. Por eso, hizo la vista gorda en todas las acciones polémicas del choque, las cuatro (curiosamente) en el área valencianista. Además, permitió el juego duro de los ché y consintió las constantes pérdidas de tiempo de los visitantes. Ojalá el Madrid no tenga muchos arbitrajes como éste durante la temporada...

El colegiado vasco optó por no complicarse demasiado la tarde y no señaló las dos acciones dudosas de la primera parte, ambas en el área del Valencia. En el minuto 8 Özil caía en el área ante la entrada de Ricardo Costa, pero el árbitro prefirió pensar que el luso había tocado el balón. Fue una jugada similar a la que tendría lugar media hora después, esta vez con Coentrao y Feghouli en el área. El portugués cayó en el área tras internarse, lo que provocó las quejas del público merengue, que no tuvieron respuesta alguna en el trencilla.

En la segunda parte Delgado Ferreiro seguiría en la misma línea. Es decir, en la de 'tragarse' el silbato cada vez que algún jugador merengue caía en el área. El Bernabéu pidió dos penaltis más, pero el árbitro no estaba por la labor. El primero, en el minuto 58 tras una caída de Cristiano en una pugna con Ricardo Costa. Pudo haber agarrón de su compatriota, pero la acción se quedó en el limbo. Mucho más clara sería la del minuto 68, cuando Di María le ganaba la línea de fondo a Pereira y el luso se veía obligado a zancadillearle. Pero nada, el árbitro le decía que se levantara mientras seguía consintiendo las faltas y las constantes pérdidas del tiempo de los valencianista.

En el minuto 73 le mostraría amarilla a Xabi Alonso por cortar un contragolpe ché. Antes Feghouli y Víctor Rúiz también habían sido amonestados por su juego brusco; mientras que posteriormente seria Piatti el que la vería por una zancadilla. Ya no habría más tarjetas en el partido, pues el saldo sería suficiente para Delgado Ferreiro. Cerraba así una pésima actuación que fue uno de los motivos principales de que el madridismo cenara este domingo con un cierto enfado.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información