Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Sergio Ramos, el pilar de Mou

  • La relación entre el entrenador luso y el zaguero atraviesa su mejor momento
La relación entre el entrenador luso y el zaguero atraviesa su mejor momento
Defensa Central - D.V. Defensa Central - D.V.

Sergio Ramos y José Mourinho han sido señalados en multitud de ocasiones por presuntos enfrentamientos internos en el Real Madrid. La supuestamente tormentosa relación entre sevillano y portugués ha sido puesta en duda en multitud de ocasiones. Se ha hablado de divorcio, de desunión, de mal rollo... Pero lo cierto es que la relación entre entrenador y jugador es una relación de personas adultas, una relación madura en la que se dicen las cosas a la cara. El fiel reflejo de que no existe polémica alguna entre ambos es que el zaguero sevillano es el hombre de campo más utilizado por el míster en Liga.

 

José Mourinho ha encontrado en Sergio Ramos un auténtico líder del Real Madrid. Desde que el sevillano pasó al centro de la defensa, sus actuaciones han sido de auténtico escándalo y el entrenador portugués reconoce que cuando está a tope el segundo capitán del equipo es insustituible. Dicho esto, para el míster estar a tope no es solamente una cuestión deportiva. El entrenador portugués valora del mismo modo el nivel físico y técnico que el nivel mental. Para Mou, estar a tope es estar con el equipo, con su ideario y con total ilusión por ganar. Cuando siente que un jugador no está comprometido, a nivel general o de cara a un partido particular, éste va al banquillo.

Sucedió cuando Sergio Ramos no estuvo presente en el partido de Champions ante el Manchester City. Muchos hablaron de castigo, pero quizá ésa no sea la palabra exacta. Toque de atención, es posible. El caso es que el sevillano no ha vuelto a perderse un partido importante en Europa, y del mismo modo ha ocurrido en Liga. De hecho, Sergio es el único futbolista de campo de la primera plantilla que ha jugado todos los minutos del campeonato, un total de 1.314. Sumando los de todas las competiciones, sólo Cristiano le supera, habiendo jugado poco más de 100 minutos más, achacables sobre todo al partido del Ajax del pasado martes.

De esta forma, nos encontramos con que la presunta mala relación entre Mourinho y Sergio Ramos se cae por su propio peso. Una cosa es que en ciertos momentos de tensión la disparidad de opiniones lleve a discusiones entre profesionales. Otra muy distinta es hablar de división, de ruptura o de divorcio, una palabra que cada vez se asocia más al entrenador del Real Madrid. Si Sergio juega es porque está a tope con el equipo y a tope con Mourinho. Y así es como está especialmente después de aquella famosa reunión en el viaje a Ámsterdam. Por desgracia, para muchos no es noticia que la relación entre dos personas temperamentales como Mou y Ramos esté en su mejor momento.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información