Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Todo lo que NO sabes del 'espartano' Arbeloa

  • Todos los detalles menos conocidos de la biografía de los jugadores del Real Madrid
Álvaro Arbeloa, Cromo Álvaro Arbeloa, Cromo
Álvaro Arbeloa FOTO: Iñaki Gimeno/DC
Iñaki Gimeno Iñaki Gimeno

Álvaro Arbeloa Coca nació el 17 de enero de 1983 en Salamanca. Mide 1,84 metros de altura y pesa 79 kilogramos. Es uno de los pocos jugadores en el mundo que puede presumir de haber ganado todos los títulos que ha disputado con los clubes en los que ha jugado y todos, salvo la Copa Confederaciones, con la selección española, y eso que hay algunos que dicen que no ha tenido calidad.

Un salmantino en la selección de Aragón
A pesar de haber nacido en Salamanca, se crió en Zaragoza, a donde su familia se desplazó cuando él tenía apenas cuatro años. Motivos laborales llevaron a los Arbeloa a Aragón y fue allí donde Álvaro comenzó a jugar al fútbol, en las categorías inferiores del Zaragoza, y llegó a jugar un partido con la selección de Aragón. Eso fue justo antes de marcharse con 12 años a la cantera del Real Madrid.

Arbeloa, con la selección de Aragón

Lateral por ser delgado
Rafa Benítez fichó a Arbeloa para su Liverpool después de verle jugar en el Deportivo de central. Sin embargo, el entrenador madrileño no estaba convencido de que el salmantino pudiera frenar a los delanteros ingleses. “No tienes cuerpo para jugar aquí de central”, le dijo el técnico y, además, le encargó un trabajo específico de gimnasio para fortalecerle, aunque le puso en la banda aprovechando su velocidad.

Su ídolo, su entrenador
Arbeloa confesó que siempre puso sus ojos en Zinedine Zidane por la calidad que tenía sobre el terreno de juego. “Cuando era niño mi ídolo era Zidane. Años después se convirtió en mi compañero y ahora es mi entrenado. A veces lo miro y me quedo con la boca abierta. Fue un jugador increíble y ahora lo tengo como entrenador” dijo a los pocos días de que ‘Zizou’ se convirtiera en técnico del primer equipo madridista.

Arbeloa, junto a Zidane

La familia, su gran amor
Casado con Carlota Ruíz, Arbeloa es un hombre feliz cuando está con ella y con sus tres hijos. En febrero de 2016 nacía Vega, la segunda niña de la familia ya que seis años antes había nacido Alba, la primogénita de la pareja. Raúl es el primer varón y ocupa el segundo puesto en la familia. Estar con ellos es lo que más le gusta a Álvaro, que siempre que puede aprovecha para realizar viajes con ellos.

Arbeloa, con su familia

Un espartano en toda regla
Arbeloa es un fanático del deporte, no solo del fútbol, ya que es un apasionado del tenis, del baloncesto o del ciclismo. Pero también le gusta mucho practicarlo, sobre todo si es deporte duro y prueba de ello es su participación en la ‘Spartan Race’, una de las carreras de obstáculos más fuertes que se celebran en España. Junto a él también participó Asier Illarramendi, que por entonces también jugaba en el Real Madrid.

Arbeloa, en la 'Spartan Race'

Un gran estudiante
Arbeloa es uno de esos jugadores que también estudian, y mucho. De hecho, ha cursado hasta 3º de la carrera de Empresariales. El problema es que cuando llegó al máximo nivel en el mundo del fútbol tuvo que aparcarlos. Eso sí, su intención es poder retomarlos una vez que cuelgue las botas, siempre que sus responsabilidades familiares se lo permitan.

Un adicto al sushi
Ha confesado estar absolutamente “enganchado” a la comida japonesa. Arbeloa no pierde nunca la oportunidad de hincarle el diente a toda la dieta del país asiático, al que ha ido en alguna ocasión para probar in situ todos los sabores de una gastronomía mundialmente reconocida y que es del gusto del paladar del jugador.

Un agitador en las redes
Las redes sociales son para Arbeloa un escenario único para llegar a los aficionados. Desde ellas manda mensajes al madridismo y responde a las ofensas antimadridistas y lo hace con una gran repercusión. No en vano tiene 4.140.605 seguidores en Twitter, 3.398.912 seguidores en Facebook y 2.414.242 seguidores en Instagram.

Un portero ‘frustrado’
En un amistoso de España en Sudáfrica la Selección había hecho todos los cambios acordados entre las dos Federaciones, pero Víctor Valdés se lesionó. Entonces, Arbeloa cogió los guantes y la camiseta del meta español y se dispuso a ocupar la portería. Sin embargo, Del Bosque, con el permiso del árbitro, realizó una nueva sustitución para dar entrada a Reina, aunque eso no le gustó nada al seleccionador sudafricano.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información