Curiosidades


¿Qué hay de cierto en que una enfermedad puede convertir en zombi?

Sí, aunque evidentemente este problema no convierte en un zombi de manera real, sino que la persona que padece este desorden mental llega a creerse que es un muerto viviente. Se denomina 'Síndrome de Cotard' y es un problema de tipo hipocondríaco que puede llevar a un estado de psicosis delirante extremo que provoca que el que lo sufre pueda verse en un espejo como un zombi e incluso pueda olerse en estado de putrefacción como tal, sintiéndose muerto. A tal punto pueden llegar sus alucinaciones que también pueden percibir gusanos sobre su cuerpo como si estuvieran en proceso de descomposición. 

Walking Dead 


Su origen proviente de Jules Cotard, el neurólogo francés que identificó este síndroma en 1880 y lo denominó 'delirio de negación'. Normalmente este trastorno se desarrolla en tres etapas. En la primera los pacientes sienten un estado de depresión, hipocondría y ansiedad; en el florecimiento estos síntomas empeoran y en la etapa crónica la visión del mundo se altera completamente hasta generar una idea de inmortalidad por creerse ya muerto.

Así, quienes lo padecen dejan de comer o hablar porque piensan que ya no lo necesitan e incluso afirman haber perdido el sentido del olfato y del gusto. Se trata de una increíble expereriencia que según los últimos estudios científicos podría estar provocada por profundas alteraciones en las regiones cerebrales responsables de la conciencia, aunque todavía queda mucho por averiguar sobre sus causas.