2021-06-24 20:55:00

Dos penaltis 'robados' y un despiste propio dejan al Madrid sin Copa de Campeones

  • El equipo blanco perdió ante el Deportivo en semifinales por 0-1 en un partido en el que hubo dos penaltis en el área gallega que no se pitaron.
Real Madrid-Deportivo Copa de Campeones Real Madrid-Deportivo Copa de Campeones
Real Madrid-Deportivo Copa de Campeones
Rubén Gómez Rubén Gómez


El Juvenil del Real Madrid se medía al Deportivo en las semifinales de la Copa de Campeones. Un duelo, a partido único, que se jugó en Marbella, y que tenía como alicientes, además del pase a la final, el escaparate que siempre suponen este tipo de eventos para los canteranos que más suenan dentro de 'La Fábrica'. 


La primera parte fue de claro dominio del Real Madrid en el juego...y del Deportivo en el marcador. Por parte madridista, Rueda, en la banda derecha, las conducciones de Peter y el desborde de Aranda eran los mayores peligros. Además, al Madrid le quitaron un penalti claro sobre David que el árbitro se tragó. 

El equipo blanco tuvo varios disparos puerta desde lejos, con muchas llegadas por ambas bandas y con una cierta dosis de intensidad que le permitió, por momentos, acular al equipo gallego en su propia área.

Eso sí, como suele suceder en este tipo de partidos, cualquier mínimo fallo termina siendo un 'puñal' en tu propia puerta. Y así le tocó vivirlo al juvenil merengue.

Poco antes del descanso, tras un saque de esquina, el Deportivo aprovechó un error de marca en el segundo palo para que Fito, con la cabeza, superara a Cañizares. Era el minuto 43 y el golpe psicológico para el Madrid era importante. 

El arranque del segundo tiempo llegó con una gran ocasión para el Real Madrid. Una buena sucesión de pases terminó con un remate de Bruno, cerca de la frontal, y una buena parada del portero del Deportivo, Brais

MUCHA POSESIÓN Y OTRO PENALTI NO PITADO

El equipo madridista contaba con porcentajes de posesión superiores al 70%, sin embargo, eso no le valía para dar con la tecla que le llevara al gol. Además, sin llegar a generarle peligro, el Deportivo soltó algunas contras que servían como 'aviso' para el equipo madridista. 

El Madrid lo intentó hasta el final, con una jugada espectacular de Aranda por la izquierda incluida que sacó la defensa e, incluso, reclamó penalti por una mano dentro del área tras un remate de cabeza. Sin embargo, el equipo blanco no encontró con la tecla que le hubiera dado el empate. El juvenil merengue se quedó este año en semifinales de esta Copa de Campeones.