Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Mascaró sube las ventas de 'clínex'

  • El periodista culé alimenta la supuesta conspiración arbitral contra el Barcelona
Ramos celebra uno de sus tantos al Málaga Ramos celebra uno de sus tantos al Málaga
Lluís Mascaró ha vuelto a llorar tras la última jornada
El Infiltrado El Infiltrado

Saludos, amigas y amigos de DC. Aquí, desde mi guarida madridista, os haré llegar a todos vosotros todo lo que se dice y se habla del Real Madrid por estas tierras. Desde los medios de comunicación de Cataluña acusan a lo que ellos llaman 'la Prensa Mesetaria' de hacer todo lo posible para intentar desestabilizar al Barcelona. Yo os voy a demostrar que lo que se dice aquí del Real Madrid poco o nada tiene que ver con el seny del que tanto presumen los culés. Este martes continuamos la semana con la segunda entrega de todo lo que está diciendo la prensa culé sobre el Real Madrid. No tiene desperdicio...

2. Mientras el Madrid sea líder sus quejas no pararán

El Madrid volvió a ganar con ayuda arbitral. Aunque eso ya no es noticia. El Barça debe asumir que será así toda la temporada. Que luchará con esta desventaja. No es justo. Por supuesto. Pero no hay más remedio que superarlo. Y ser todavía mejores. Para ganar. Y para luchar por el título. Ya lo dijo en su día Guardiola: el Barça necesita ser muy superior al Madrid para ser campeón. En condiciones similares, los blancos siempre triunfan. Es la historia. Imposible cambiarla. Lo único que puede hacer el equipo blaugrana es recuperar su mejor versión futbolística para hacer frente a este maldito hándicap. Empezando hoy mismo en el campo del Eibar. Donde los tres puntos serán vitales para seguir al acecho del Madrid, esperando un fallo del conjunto de Zidane. Que seguro que llegará. A pesar de los árbitros. Como llegó en el campo del Sevilla. O en el del Celta. Porque el Madrid va muy justo de fuerzas y de talento. Especialmente desde que el declive de Cristiano Ronaldo ha tomado tintes definitivos.

Ponerse el mono de trabajo. El Barça ya ha demostrado signos de recuperación en los últimos partidos. Y la victoria en Anoeta fue especialmente valiosa. No solo por romper el gafe del campo donostiarra. Sino también por la intensidad con que se jugó. Ese es el camino. El equipo blaugrana, mientras no recupere su mejor versión, debe ponerse el mono de trabajo, como hizo en San Sebastián, para luchar con otras armas por la victoria. El compromiso y la fuerza al servicio del estilo, de la estética. Y apoyándose, más que nunca, en la magia y la eficacia de la MSN. Sobre todo ahora, que parece que Neymar está superando su bache y vuelve a estar a la altura de Leo Messi y Luis Suárez. Con el tridente en forma, el Barça es capaz de todo. Incluso de superar las ayudas arbitrales al Real Madrid. 

Respuesta del Infiltrado: Lo que ya no es noticia es que la culerada llore por un arbitraje del Real Madrid. Después de todo lo ocurrido el año pasado, con récord de penaltis a favor de la historia de la Liga por parte del Barcelona, ahora el madridismo tiene que aguantar que en la Ciudad Condal estén todos los días con la misma cantinela. Y es que es matemático: en cuanto el club blanco se pone primero en la clasificación todo el antimadridismo saca los pañuelos y se pone a llorar sin descanso.

De hecho, hay veces que no hace ni falta que el Real Madrid vaya líder. Le basta, simple y llanamente, con existir. Así ocurrió cuando a Simeone le dio por darle la Liga al Real Madrid en el verano de 2015 por el simple hecho de que el equipo blanco llevaba muchos años sin ganarla. Y al final acabó alzándola el Barcelona gracias a una de las temporadas más escandalosas en material arbitral que se recuerda. De ahí que el argentino quedara más que retratado, aunque esto no hay impedido que atléticos y culés sigan argumentando lo mismo ahora que ven al conjunto blanco por encima suyo.

En 'Defensa Central' llevamos varias semanas avisando de que el barcelonismo está preparando muy bien el terreno para abonarlo de excusas sin finalmente el Real Madrid acaba ganando esta Liga. Pocos clubes hay más expertos en estas lides que el catalán, pues llevan más de 60 años señalando a la política, a los árbitros o al empedrado para justificar que su gran rival les saque 6 Copas de Europa y 8 Ligas. Pero lo cierto es que esta 'denuncia' no va a servir para que cambien de actitud y reconozcan que el Real Madrid está siendo mejor que ellos.

Ante esta situación al madridismo solo le queda resignación y aguardar callado a que los acontecimientos terminen de definirse. Tras cinco años sin ganar el título la afición tiene ya muchas ganas de levantar la Liga, y la mejor forma de acabar haciéndolo es olvidarse de lo que se dice en Barcelona y centrarse en el fútbol. En la prensa culé les interesa acabar en las trincheras para 'embarrar' esta lucha, pero el Real Madrid debe ser inteligente y no distraerse por aspectos que muy poco tienen que ver con el deporte rey.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información