Ir a versión clásica Ir a versión móvil
07 febrero 2017

Neymar se ríe en la cara de Luis Enrique y del FC Barcelona

  • El brasileño se saltó las normas del entrenador y se choteó de la afición azulgrana.
Neymar se lamenta en el partido del Villamarín Neymar se lamenta en el partido del Villamarín
Neymar Jr.
DefensaCentral DC2 DefensaCentral DC2

El jugador barcelonista Neymar Jr. se ha saltado las normas del FC Barcelona. Pensando que nadie iba a darse cuenta, el brasileño hizo caso omiso de las reglas que imponen los entrenadores en el fútbol de élite y se saltó la dieta, dándose un innecesario atracón cuando pasaba la tarde con su familia.

El pasado domingo, Neymar cumplía 25 años y gran parte de su familia acudió a Barcelona para pasar una fecha tan señalada con el futbolista. Aprovechando que estaban todos reunidos, el brasileño quiso que su gente disfrutara de la película en la que ha hecho un cameo recientemente, xXx. Así, fue a un cine de la parte alta de la ciudad condal para ver la película con su gente. Hasta ahí, todo normal.

Lo que no es normal fue lo que el brasileño se metió entre pecho y espalda. El jugador culé no tuvo inconvenientes en saltarse las normas de Luis Enrique con una merienda-cena plagada de alimentos prohibidos para cualquier deportista profesional. Así lo desvela la prensa catalana, aunque de una forma mucho más amable. Sport lo vende como una pillería, cuando teniendo en cuenta el rendimiento de Neymar esta temporada debería ser considerado como un escándalo.

"Neymar hizo una pequeña excepción en su dieta y optó por acompañar la sesión de cine con una buena porción de pizza, palomitas y un refresco, tal y como recogieron las imágenes de uno de los muchos aficionados que fotografiaron al crack y su familia", apunta el diario culé. La realidad es que Luis Enrique, al enterarse de esto, se ha cogido un mosqueo brutal.

El entrenador asturiano insiste en que la vida sana es fundamental para que los jugadores rindan en el terreno de juego. En esta ocasión le han pillado, pero no queremos imaginar la cantidad de veces que el brasileño ha podido tener un comportamiento poco profesional en la intimidad... Quizá debería aprender del mejor del mundo, Cristiano Ronaldo. Algunos quieren compararlo con él, pero una vez más queda demostrado que no le llega a la suela del zapato ni futbolísticamente ni a nivel de dedicación.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información