Ir a versión clásica Ir a versión móvil

¡Ver para creer! ¡La Caverna acaba defendiendo a Del Bosque!

  • El barcelonismo termina justificando al ex seleccionador ante los ataques del madridismo
Vicente del Bosque junto a Josep María Bartomeu Vicente del Bosque junto a Josep María Bartomeu
Del Bosque cae mejor entre los culés que entre los madridistas
El Infiltrado El Infiltrado

Saludos, amigas y amigos de DC. Aquí, desde mi guarida madridista, os haré llegar a todos vosotros todo lo que se dice y se habla del Real Madrid por estas tierras. Desde los medios de comunicación de Cataluña acusan a lo que ellos llaman 'la Prensa Mesetaria' de hacer todo lo posible para intentar desestabilizar al Barcelona. Yo os voy a demostrar que lo que se dice aquí del Real Madrid poco o nada tiene que ver con el seny del que tanto presumen los culés. Os dejo aquí la última entrega de esta semana con las 'perlas' que los medios de comunicación catalanes han dedicado al Real Madrid. ¡No nos callarán!

5. Resulta sospechoso que los culés defiendan a Del Bosque y los madridistas le critiquen

Vicente del Bosque es un patrimonio del fútbol, tanto español como mundial. Cada vez que opina, hay que escucharle por su sensatez, educación y sinceridad. Habla sin medias tintas. Merece todo el respeto por ello, no sólo por su pasado triunfador en el banquillo de España, a la que hizo campeona del mundo y Europa, a la que colocó en la cúspide por cómo jugaba, además delos títulos que logró.

Ahora, otra vez, le pasan factura a Vicente del Bosque por haber dicho verdades como puños, por manifestar lo que sentía en RAC 1 a Jordi Basté, que no han gustado a ciertos componentes de la ‘caverna’ y a determinados altavoces del más furibundo madridismo al servicio de Florentino Pérez. ¿Cómo se le ocurre decir que “me entusiasmó la remontada del Barça ante el PSG”? En las redes, mal llamadas sociales, ya le han empezado a atizar.

Y, si encima, dice que el pueblo catalán tienen el “derecho a decidir”, no será de extrañar que le quieran quitar la nacionalidad española. No, del resto de entrevista en la que matiza sus afirmaciones, no hablan. Don Vicente debe tener cuidado porque Gerard Piqué dijo lo mismo sobre el derecho a decidir de Catalunya y le han calificado de independentista por siempre jamás. Del Bosque también ha dicho que “la independencia de Catalunya sería un desastre para la Liga” y eso algunos lo han obviado u otros, aquí en Catalunya, se han olvidado de la parte final de la frase “para La Liga” y lo han dejado en que “la independencia de Catalunya sería un desastre”. Cada uno manipula lo que puede.

Del Bosque le dio al Real Madrid dos Champions (2000 y 2002), pero salió de malas maneras del club por deseo expreso de su presidente Florentino Pérez. El técnico salmantino no lo ha olvidado y mantiene las distancias con el todavía presidente del club blanco. Aunque dudar de su madridismo está fuera de toda duda. Prueba de ello es que en las mismas manifestaciones, cuando le preguntan, deja claro que ahora no volvería a los banquillos, pero que, en su día, dejó claro que “nunca entrenaría al Barça o Atleti”. Como consecuencia de su amor y respeto por los colores blancos del Real Madrid.

Esos seguidores blancos que no perdonan a Vicente del Bosque por decir las cosas claras, no deberían olvidar que en el banquillo del Real Madrid logró dos Champions League, una Copa Intercontinental, una Supercopa de Europa, dos campeonatos de Liga y una Supercopa de España. Sería bueno que no lo olvidaran. Hasta en a propia web del equipo blanco se pude leer que “Vicente del Bosque dejó en lo más alto al club blanco cuando se fue”. Les faltaría añadir, de mala manera, por todo lo que había dado al Real Madrid.

Con todo, descalificar gratuitamente a Vicente del Bosque es como escupir en contra de la dirección del viento. Ya saben lo que pasa.


Respuesta del Infiltrado
: "Cada vez que Del Bosque opina, hay que escucharle por su sensatez, educación y sinceridad". Al leer esto cuesta controlar la risa. Porque en Barcelona opinan esto así por una razón muy sencilla: Del Bosque dice lo que a ellos les gusta oír. Si en lugar de decir cosas buenas sobre el club catalán dijera que no se alegra y que prefiere que pierda serían los propios culés los que le atizarían y no hablarían de sensatez. Pero claro, el salmantino va de tipo 'enrollado y guay' que quiere quedar bien con todo el mundo y es algo que consigue en parte, porque le cae estupendamente al antimadridismo y mal al madridismo.

Desde luego, esto es una circunstancia que el ex seleccionador español se debería hacer mirar. Porque cuando el madridismo le critica y el barcelonismo le apoya es porque está haciendo algo mal. No puede pretender ir por el mundo de aficionado merengue y al mismo tiempo asegurar que está encantado de la vida de que los culés le remontaran al PSG. Porque es algo totalmente incompatible. O eres de unos, o de otros. Pero no de los dos al mismo tiempo. De hecho, cualquier madridista sabe que es imposible sentir de verdad al club blanco y al mismo tiempo disfrutar con las victorias de su eterno rival.

No sabemos a quién quiere engañar Del Bosque, pero a los seguidores del equipo blanco no nos la cuela. Si está más cómodo y feliz entre culés, pues estupendo. Porque no podemos entender cómo este señor dice cosas como estas pudiendo estar callado. Evidentemente está en su pleno derecho de expresar su opinión, pero si lo hace que luego no se haga el ofendido porque el madridismo le critica. Él es el que ha decidido mostrarle su cariño al Barcelona a sabiendas de lo que molesta eso en el Real Madrid.

Y a la prensa culé solo la podemos decir que se queden con Del Bosque para darle el cariño que ahora no le da el madridismo. Las dos Champions que le dio al club blanco siempre estarán ahí, pero traiciones también han existido siempre en el mundo del fútbol. Y ellos lo saben muy bien por Figo. Así que el madridismo está en su derecho de no entender y compartir las palabras del ex seleccionador y de no verle como uno de los suyos. Han sido muchos 'feos' y malos gestos por su parte. Al fin y al cabo para ser madridista no solo hay que parecerlo, sino también comportarse como tal. Y Del Bosque hace casi 15 años que no vive y actúa como alguien que siente de verdad el color blanco.
Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información