Ramón Calderón no da ya para más impertinencias

Después de atribuirse el fichaje de Ronaldo por activa y por pasiva, el ex presidente del Real Madrid Ramón Calderón sigue ejerciendo de impertinente y poniendo trabas al madridismo (por si las que puso en su momento fueron pocas). Ahora ha asegurado que a Florentino Pérez no le debe gustar mucho Raúl, en otro claro intento por su parte de desestabilizar al club que un día dijo que amó.