Sergio Ramos y su deseo de venganza

El central de Camas tiene más ganas que nadie de ganar al Bayern





El pasado año 2012, pasó algo que cambió para siempre la carrera de Sergio Ramos. El defensa sevillano fue uno de los que tuvieron el valor de lanzar los penaltis en la tanda ante el Bayern de Múnich en el Bernabéu. Al de Camas le tocó lanzar el más decisivo, dado que Cristiano y Kaká fallaron y Casillas evitó otros dos del Bayern. Y falló lanzando el disparo a las nubes.

Aquella jugada le marcó, del mismo modo que le marcó que el portero rival, Manuel Neuer, se mofara de él. El destino quiso que posteriormente el Bayern perdiera la final ante el Chelsea, con recado de Sergio Ramos incluido a través de las redes sociales. A pesar de todo, Sergio tuvo el valor de volver a tirar un penalti en una tanda durante la Eurocopa de 2012, ante Portugal, y en esa ocasión logró marcar a lo Panenka.

Ese penalti, el que evitó que el Real Madrid de Mourinho pudiera alcanzar la final en la vez que más cerca lo tuvo, sigue atormentando a un Sergio que clama venganza. El sevillano tiene este martes la ocasión de sacarse la espina para siempre, de devolverle al Bayern todo lo ocurrido aquel fatídico 25 de abril de 2012.