¡Mourinho quiere llevarse a Isco al Chelsea!

  • El Real Madrid habr铆a rechazado una oferta de 28 millones por el jugador malague帽o
El Real Madrid habr铆a rechazado una oferta de 28 millones por el jugador malague帽o
Defensa Central Defensa Central

El Real Madrid se ha visto metido en un tri谩ngulo peligroso en el mercado de fichajes. El inter茅s de la Juventus en Oscar, futbolista del Chelsea, ha llevado a Mourinho a buscar sustituto al brasile帽o en el Bernab茅u. As铆, el Chelsea habr铆a presentado una oferta de 28 millones de euros por Isco, propuesta que ha rechazado Rafa Ben铆tez.

El mercado de fichajes suele dejar habitualmente operaciones 'forzadas' por el efecto domin贸, pero el Real Madrid no quiere entrar en ese juego en el caso de Isco Alarc贸n. El malague帽o era uno de los objetivos de la Juve para la pr贸xima temporada, pero la negativa del club blanco a negociar llev贸 a los italianos a ir a por Oscar, jugador del Chelsea. Mourinho est谩 dispuesto a vender al brasile帽o, siempre y cuando encuentre un recambio de garant铆as. Y el hombre deseado por el portugu茅s no es otro que el jugador del Real Madrid, por el que habr铆a ofrecido 28 millones de euros.

Seg煤n cuenta Mirror, el Chelsea se puso en contacto con el Real Madrid para preguntar por la situaci贸n de Isco y para informar de que estaban dispuestos a poner sobre la mesa esa cantidad. Sin embargo, Florentino P茅rez coment贸 la posible oferta con Ben铆tez y el m铆ster dej贸 claro que cuenta con Isco, que es intransferible. El presidente le dijo entonces al Chelsea que no se molestara siquiera en la posibilidad de intentarlo, dado que el malague帽o no est谩 en venta.

Se ha hablado mucho en los 煤ltimos d铆as sobre el posible futuro de Isco, sobre si aceptar谩 su nuevo rol en el Real Madrid, sobre si Ben铆tez contar谩 con 茅l, etc. La decisi贸n del entrenador y del club de mantener a toda costa al futbolista responde bien a todas las cuestiones que se planteaban muchos. Isco seguir谩 siendo un jugador muy importante en la plantilla esta temporada y por este motivo en Concha Espina nadie quiere ni oir hablar de un hipot茅tico traspaso del boquer贸n.