Ir a versión clásica Ir a versión móvil

El Madrid no se pone 'peros' a la hora de ir a por Mbappé

  • El club blanco está convencido de que el francés merece un esfuerzo
Mbappé celebra un gol con el Mónaco Mbappé celebra un gol con el Mónaco
Mbappé encaja perfectamente en la filosofía del Real Madrid
Jaime de Carlos Jaime de Carlos

A lo largo de una temporada muchos nombres son vinculados con el Real Madrid. Sin embargo, solo el de unos pocos corresponde realmente a un interés del club blanco. Y el de Kylian Mbappé está entre ellos a pesar de tratarse de un jugador de únicamente 18 años y una experiencia internacional prácticamente nula.

El delantero cumplió la mayoría de edad hace solo tres meses, pero los ojeadores del club blanco ya le ven con la madurez necesaria para poder formar parte del Real Madrid. De hecho, en el club blanco consideran que en el fútbol no hay edad para el talento y que hay algunos elegidos que están perfectamente capacitados para triunfar en el fútbol de élite a pesar de haber salido de la adolescencia recientemente. De ahí que Mbappé haya pasado ya todos los filtros que impone el club blanco antes de plantearse una operación y que sea un objetivo para reforzar la plantilla el próximo verano.

Así lo asegura el periodista Tomás Roncero, quien alude a fuentes cercanas a la directiva merengue para señalar que "Mbappé es un futbolista que se ve a la legua que acabará siendo un 'crack' mundial. Nos recuerda mucho a Ronaldo, cuando a esa edad ya deslumbraba en el PSV Eindhoven, o a Henry cuando el Real Madrid ya lo quiso traer junto a Trezeguet". Por lo tanto, en Concha Espina no hay ningún género de dudas de que esta es una operación de traspaso a realizar más pronto que tarde... y cueste lo que cueste.

Pero el problema es precisamente ese: Mbappé va a costar muy caro. Al parecer, el Mónaco rechazó hace solo unos días una propuesta de un club inglés valorada en 110 millones de euros. Ni siquiera el ofrecimiento de pagar este dinero de una sola vez logró convencer al equipo del Principado para liberar a su estrella. Y todo porque consideran que tienen a un auténtico diamante en bruto que incluso podría llegar a valer más de la cantidad que propuso el equipo de la Premier. De hecho, su entorno maneja ya la cifra de 150 millones de euros, una cantidad que rompería totalmente el mercado por superar con claridad los 120 kilos pagados por el United por Pogba.

Por lo tanto, en Mónaco son conscientes de que no podrán retener mucho tiempo a su futbolista. Pero quieren conseguir hacerlo el suficiente tiempo como para que la cantidad a percibir sea de absoluto escándalo. Lo cual hace que su intención sea contar con él lo que resta de temporada y un año más, de forma que Mbappé pueda jugar el Mundial de Rusia y este sea su escaparate definitivo para que todos los grandes del fútbol mundial entren en la puja por sus servicios.

Las posibles claves de la operación

Se trata de un panorama ante el que el Madrid mantiene la prudencia. Florentino es consciente de que el jugador no saldrá barato, pero estamos en año electoral y el presidente podría estar dispuesto a hacer un tremendo esfuerzo por contentar a la masa social merengue tras un año con pocas caras nuevas. De hecho, hay que tener en cuenta que el pasado verano el Real Madrid no realizó grandes desembolsos, por lo que este año el club contaría con dinero más que suficiente como para reforzar la plantilla haciendo un gasto considerable.

Aspecto al que hay que añadir las buenas relaciones que hay entre la directiva merengue y la del Mónaco, ejemplificadas en las operaciones que ha habido entre los dos clubes en los últimos años y en las dos direcciones. Sin ir más lejos, la cesión de Coentrao durante toda la temporada pasada o el fichaje de James Rodríguez en el verano de 2014 por una cifra superior a los 80 millones de euros. De hecho, la operación del fichaje del colombiano se ve como un buen ejemplo de cómo se podrían enfocar las negociaciones para conseguir traer a Mbappé a España.

Y por último, y no menos importante, está la opinión del propio futbolista. El francés ya ha dejado claro muchas veces que es madridista desde niño y que tiene como ídolo a Cristiano Ronaldo, por lo que él sería el primero en hacer fuerza para recalar en el actual campeón de Europa. De ahí que en el Santiago Bernabéu consideren que tienen todo a su favor para conseguir este fichaje más pronto que tarde, lo cual no quita para que vaya a ser una operación de gran complejidad que exigirá al club dar lo mejor de sí mismo para conseguir llevarla a buen puerto.
Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información