Ir a versión clásica Ir a versión móvil

El 'triunfo' de la vergüenza de la prensa culé

  • A falta de títulos y fichajes, la prensa de Barcelona celebra con mentiras la victoria en el Clásico
clasico clasico
Clásico
Pablo Ruiz Pablo Ruiz

La prensa culé está desesperada por celebrar algo, y como los fichajes no llegan y los títulos forman parte del pasado, se han de contentar con celebrar la victoria en un partido amistoso.

El Clásico de Miami fue un partido alocado, veraniego, un partido que sería irreal en periodo de competición del que se pueden sacar pocas conclusiones. Sin embargo, la prensa culé saca pecho y tira de mentiras diciendo que el Barça “vapuleó” al Madrid. Seguramente no vieron el mismo partido...

El diario Mundo Deportivo se agarra a la posesión para decir que “el Real Madrid se vió sometido por el FC Barcelona”. Pero no hablan de la posesión durante todo el partido, sino entre los minutos 70’ y 75’, cuando el Barça se dedicó a dormir el juego tocando el balón en zonas sin peligro (lo que mejor saben hacer), y alcanzó un 86% de posesión.

Es triste, y divertido a la vez, ver como la prensa culé encuentra “puntos preocupantes” en la falta de posesión de balón del campeón de Europa. Por suerte, en dos semanas veremos un partido muy distinto, con un título en juego, donde ambos equipos harán menos concesiones al rival. Veremos entonces quién pasa por encima de quién…


El gol que significó el 2 a 3 fue ilegal

En Europa ya se dice con toda la tranquilidad del mundo que el Barcelona es el UEFAlona. No lo dice DC, lo dicen muchos periódicos del panorama continental. Será por los flagrantes errores arbitrales favorables a los culés ante equipos como PSGArsenal o Chelsea, por poner algunos ejemplos.

Lo verdaderamente llamativo es que esas ayudas no descansan ni siquiera en un ‘bolo’ de pretemporada. En el partido de Miami tuvimos el mejor de los ejemplos con la jugada que dio origen al 2-3 definitivo con el que terminó en encuentro.

El árbitro del encuentro, que ya había permitido que Rakitic le empujara y que los culés le rodearan de forma vergonzosa, pitó una inexistente falta de Casemiro sobre Neymar. El centrocampista merengue toca la pelota y se la arrebata limpiamente a su compatriota ¿Dónde está la falta? ¡No la hay! Fue en el saque de esa mal señalizada infracción cuando el Barcelona marcó el gol de la victoria ante el Real Madrid.

Seguramente no pondrán en televisión la repetición de la falta inexistente, porque no interesa remarcar que un nuevo favor arbitral decidió el clásico, pero en Defensa Central, no nos vamos a callar con estos atropellos arbitrales que siempre son favorables al mismo equipo. Hasta en un clásico de pretemporada, el Barcelona ha necesitado la ayuda arbitral para ganarle al Real Madrid

 

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información