Ir a versión clásica Ir a versión móvil
04 septiembre 2017

La nueva decisión de Zidane respecto a Marcos Llorente

  • El canterano se quedará en el Real Madrid hasta enero, y entonces se decidirá si sigue o si se le busca otra cesión
Montaje de Zidane con escudo y plantilla Montaje de Zidane con escudo y plantilla
Marcos Llorente FOTO: DC
Pablo Ruiz Pablo Ruiz

El futuro de Marcos Llorente estaba en el aire, y el pasado viernes, el Real Madrid recibió hasta 12 propuestas por el jugador. Zidane ha tomado una decisión importante respecto al futuro del centrocampista de la cantera.

Zidane cuenta con Marcos Llorente, pero se han dado hasta enero de margen para ver si el joven centrocampista tiene los minutos suficientes.

En el caso de no disfrutar de oportunidades, a principios de 2018 se buscaría una nueva cesión para que la progresión de Llorente no se vea cortada.

La idea de Zidane es muy clara: ir dándole minutos para que el jugador vaya cogiendo confianza y se sienta cada vez más importante.

Marcos Llorente es el sustituto natural de Casemiro, y el técnico francés quería dos hombres por posición para hacer sus habituales rotaciones sin desequilibrar el equipo.

El canterano viene de disputar 3.300 minutos con el Alavés y de ser la brújula de la Sub21 en el europeo, y en el Real Madrid saben que es el futuro ‘5’ de la casa.



Las razones de Zidane para quedarse a Llorente

Un asunto ha preocupado al madridismo en las últimas fechas; la posible salida de Marcos Llorente preocupaba a la afición. Su salida habría provocado un déficit defensivo en el centro del campo y también en la defensa, pero Zinedine Zidane ha logrado que se quede. Marcos será más importante de lo que parece esta temporada.

Son varios los aspectos técnicos que puede darle Marcos al Real Madrid. En primer lugar, con su presencia, Zinedine Zidane ya tiene un segundo especialista en la posición de mediocentro defensivo. Para este equipo, es clave la figura de un futbolista que sea capaz de equilibrar el centro del campo y, a la vez, que sea también capaz de distribuir con criterio el esférico.

Porque Marcos es mucho más que un buen ‘stopper’. En el Alavés, ya demostró su capacidad para sacar el esférico jugado, para tocar en corto y en largo y para no complicarse cuando el rival ejerce una buena presión. Con Llorente, además, Casemiro podrá tener más descansos durante la temporada. Zidane contará con una alternativa más en la medular con respecto a la pasada campaña.

Pero el nuevo crack de la saga también puede desempeñar otras acciones en el equipo; con su presencia, el Madrid gana otro hombre más por arriba y, en caso de emergencia, a un jugador que puede actuar como defensa central. De hecho, Marcosya actuó como central el pasado curso con el Alavés y con el Castilla en más de una ocasión. Atlético de Madrid, Sevilla o Valencia le querían pero el club ha sabido convencerle para hacer de él un hombre muy importante. Al tiempo…

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información