La vergüenza arbitral que tapa el antimadridismo

  • El Real Madrid sería líder sin los errores arbitrales en Liga.
Montaje RFEF y árbitros Montaje RFEF y árbitros
Real Madrid FOTO: DC
Manuel Calero Manuel Calero

Muchos se han preguntado, a raíz del artículo publicado ayer en Defensa Central, cómo iría el Real Madrid de haber jugado en una competición limpia y sin errores arbitrales. El equipo blanco sería el líder de la competición y el Valencia iría en segunda posición.

El Barça es el actual líder de la competición, y salvo el pinchazo en el Wanda Metropolitano ante el Atlético de Madrid, mantiene la condición de invicto. Ha estado espoleado por el arbitraje desde la primera jornada, e incluso en la Supercopa de España, y eso es lo que le ha mantenido arriba en lo más alto de la tabla.

Eso va acompañado a que al Real Madrid han intentado apartarle de la carrera por el título desde el primer día. Los penaltis, las tarjetas, las faltas y el doble rasero de unos y otros impiden que el Real Madrid sea el líder de la competición.

¿Y el Valencia? El club ché iría segundo o tercero en discordia si el arbitraje hubiese sido justo. En el Santiago Bernabéu deberían de haber caído, en el partido contra el Real Madrid en el que Fernández Borbalán dejó tres penaltis sin pitar, y seguirían la estela madridista en lo más alto de la tabla.

Duelo del gol

Ambos futbolistas protagonizaran en el Santiago Bernabéu el duelo goleador de la temporada. En 2017 mantienen los mismos registros y son los dos grandes puntales de sus equipos. En Chamartín será el primer duelo directo de ambos killers y lucharán por seguir liderando la tabla del Pichichi continental.

Harry Kane, a un lado, el delantero de moda en Europa. En el otro, Cristiano Ronaldo, poca presentación merece el mejor futbolista del mundo. Los dos tienen el mismo número de goles (43 goles) y un promedio anotador similar (0’93 y 1’13 respectivamente) y lucharán por ser el Pichichi de la Copa de Europa.

Cristiano Ronaldo metió 3 al APOEL y marcó uno en Dortmund. Kane tiene 5 goles y querrá seguir siendo el goleador de la Champions. Para ello tendrá que superar o igualar la actuación de Cristiano Ronaldo, así que el espectáculo está garantizado.

Será un duelo de insaciables y que ambos pueden compartir equipo la próxima temporada en el Bernabéu. El Real Madrid y el madridismo seguirá muy de cerca la actuación de Harry Kane y estará muy pendiente de todo lo que pueda suceder con él ante los suyos en el partido.

Cristiano y Benzema nunca pierden ante ingleses:

Cristiano Ronaldo y Karim Benzema serán los dos estandartes que tendrá el Real Madrid arriba en el ataque ante el Tottenham Hotspour en el Santiago Bernabéu. Ambos futbolistas deberían de asustar, por sus registros, a los spurs. Para tenerles en cuenta.

133 días tuvieron que esperar tras su reencuentro en el Coliseum Alfonso Pérez. Entre sanciones y lesiones, ambos no sabían lo que era jugar juntos desde el verano. Los dos fueron determinantes para que al Real Madrid no se le escapase la cabeza de la Liga este pasado fin de semana en Getafe y ahora, con la musiquita de la Champions (fetiche para ambos), tendrán la gran oportunidad de volver a disfrutar juntos en el campo. Lo harán ante ingleses, la oportunidad es propicia para sonreír.

Desde que los dos llegaron a la capital de España en 2009 no saben lo que es perder ante equipos de la Premier League y asustan con su imparable registro al Tottenham. La última derrota contra un equipo inglés fue ante el Liverpool (4-0) y no estaban presentes en la plantilla.

Posteriormente lo han ganado absolutamente todo: Tottenham, Manchester City, Manchester United y Liverpool han caído a las garras del dúo imparable ante equipos británicos. El Tottenham está avisado para el partido de la Copa de Europa.

El árbitro para la visita del Tottenham:

El Real Madrid que sufre día tras día los ‘escarnios’ arbitrales en LaLiga ya sabe quién le pitará el trascendental partido ante el Tottenham Hotspour en el Santiago Bernabéu este 17-O, en la lucha por la primera plaza de grupo.

El polaco Szymon Marciniak pitará por tercera vez al Real Madrid en toda su historia. A los blancos ya les pitó en el 2-2 ante el Borussia Dortmund en la pasada temporada y también ante la Roma en los octavos de final en el 2-0 que terminó con victoria madridista.

Será por tanto el tercer partido en el que Marciniak arbitre a los blancos. De nuevo, y como sucede en todos los partidos, la lupa estará puesta sobre el arbitraje del colegiado polaco y todo su séquito, en un partido en el que el Real Madrid se juega muchas aspiraciones de dejar sentenciado, a las primeras de cambio, su pase a la siguiente ronda de la Copa de Europa y afianzarse en la primera plaza de su grupo.

REPORTAJES - DEFENSA CENTRAL