Los jugadores del Madrid ya lo sabían y despidieron a Benzema al grito de “Karino Balón de Oro"

Benzema se llevó una gran ovación en el Bernabéu tras el Real Madrid-Sevilla.


Benzema

Benzema




Solo ha acudido Emilio Butragueño, junto a Nasser Al-Khelaïfi y Leonardo, frente a Mbappé... y no estaba ni Florentino Pérez. El director de relaciones institucionales ha sido el único en ir a la entrega del premio dorado.

Benzema no vive obsesionado con los premios individuales y prioriza, claro está, su participación grupal. El delantero madridista lo dejó claro hace meses, al ser consultado por ello, pese a que sí que le hacía especial ilusión ver premiada su trayectoria en el Santiago Bernabéu y poder haber alzado el título individual por todo lo hecho en la temporada pasada.

De haberlo ganado se hubiese llevado un baño de masas en Francia, en su país, y hubiese sido un baño de masas significativo por alzar el premio. Sin embargo, no se lo pudo llevar. France Football y L'Equipe decidieron convertir el Balón de Oro en la 'cacicada de oro' o la 'estafa de oro' y no le dieron el título de mejor jugador del mundo.

En el vestuario del Real Madrid y en el propio Santiago Bernabéu sí. Ahí se llevó un buen homenaje, tras el Real Madrid-Sevilla, y al grito de "Karino Balón de Oro" fueron sus propios compañeros los que le dejaron claro que era el mejor del mundo.

Benzema bate récords

Ayer superó a Camacho en partidos jugados. Un dato que demuestra la veteranía que tiene el crack francés y que Karim Benzema está dispuesto a batir todos los récords en el verde de La Castellana.

Otro de los que batió fue el de convertirse en el máximo goleador francés de toda la historia. Un premio único e inolvidable y al que le dará, seguramente, muchísimo valor. El Balón de Oro, por desgracia, se ha convertido en una auténtica pantomima.




DEJA TU COMENTARIO