El otro reto de Pintus: terminar con la plaga de lesiones en el Real Madrid

La mano derecha de Carlo Ancelotti, convencido de poder derrotar al desgaste del calendario


Antonio Pintus y sus jugadores

Antonio Pintus y sus jugadores




Antonio Pintus será uno de los grandes protagonistas de las próximas semanas en un Real Madrid 2022/2023 que se encuentra a la vuelta de la esquina, pero no solo los métodos del italiano serán puestos a prueba para que el equipo compita hasta junio del próximo año en todos frentes. El preparador físico de los blancos, decidido a terminar con la plaga de lesiones que se ha instalado en Valdebebas.

Dicho problema se remonta hasta los tiempos de Zinedine Zidane en un Real Madrid que sabe que habrá menos margen que nunca para errores en la planeación física. Se vienen 12 meses sin descanso, con seis torneos por delante y un Mundial en medio de la temporada que exigirá como nunca a los protagonistas de este juego. Pintus será más importante que nunca.

El italiano ha sido partícipe en la sombra de los últimos éxitos de un club que no se entiende sin su presencia. El ‘Sargento’, como se le conoce en la primeras semanas de cada curso, sabe mejor que nadie que para luchar por todo en junio del 2023, habrá que terminar de una vez por todas con uno de los peores males del Madrid en el último tiempo.

Números que estremecen

Hubo título de Liga, de Supercopa y de Champions que no se entienden sin Pintus, pero el italiano todavía debe acabar con una plaga de lesiones que nuevamente terminó la temporada en seis decenas. Correcto, 60 lesiones registró el Real Madrid 2021/2022 a lo largo de una temporada donde se bien cuesta poner un pero, la realidad es que la enfermería estuvo casi siempre con integrantes en sus paredes.

Llega la hora de perfilar un equipo competitivo, que guste al madridismo y que termine el curso con la misma vitalidad que nuestros hombres en París. Para esto será necesario volver a recurrir al método Antonio Pintus, así como finiquitar para siempre con una plaga de lesiones que con Qatar 2022 asomándose cada día más, será el reto más grande que haya tenido el preparador físico italiano como trabajador del Real Madrid.




DEJA TU COMENTARIO