Klopp sueña con entrenar al centro del campo del Real Madrid: es lo que le pidió al Liverpool

El técnico alemán fue realmente claro con los máximos mandatarios de Anfield Road


Klopp siempre ha soñado con entrenar al Real Madrid

Klopp siempre ha soñado con entrenar al Real Madrid




La única forma de que Jürgen Klopp pueda deshacerse de la espina futbolística que tiene clavada 'por culpa' del Real Madrid es consiguiendo el puesto de entrenador blanco. Fue una de las condiciones que el técnico alemán puso al Liverpool: no se ha cumplido. Durante los últimos años, Klopp ha intentado por todos los medios boicotear los fichajes de Florentino Pérez, pero no ha podido.

Esta incapacidad de tener a los jugadores que siempre se han marchado al Real Madrid es una de las cuentas pendientes que tiene el entrenador germano con la entidad de Concha Espina, y que vive un nuevo capítulo gracias a la disputa entre los red y el propio Real Madrid por hacerse con los servicios de Jude Bellingham. El traspaso del todocampista inglés es la última entrega de una trilogía muy dolorosa para Klopp.

Todo comenzó con Fede Valverde. El 'Halcón' tuvo un coste de solo 5 millones de dólares para las arcas blancas, que lo traspasaron desde el Peñarol uruguayo. Cuando comenzó a destacar durante la campaña 19/20, Klopp intentó apostar muy fuerte por él, pero tanto Valverde como el Real Madrid se negaron en rotundo. Su primera gran derrota.

Klopp no se lo puede creer: podría caer el cuarto

Los fichajes de Camavinga y Aurélien Tchouaméni transcurrieron por senderos llamativamente similares. Cuando Jürgen Klopp se enteró que Florentino Pérez estaba cerca de fichar a ambos centrocampistas franceses, avisó a la directiva para que fueran con todo a por ellos. Tampoco hubo suerte: tanto Camavinga como Tchouaméni prefieron recalar en el mejor club del mundo.

Estas tres decepciones podrían verse aliviadas en caso de que el proyecto del Liverpool termine por convencer a Jude Bellingham, el único fichaje que Klopp le habría arrebatado al Real Madrid desde que se 'encaprichó' con entrenar a los centrocampistas del equipo blanco, una de las fuerzas futbolísticas a futuro más temidas del continente.