‘Transfermarkt’ humilla al Atlético en su comparación con el Madrid: una paliza de 400 millones

La plantilla del Madrid arrasa a la atlética en valoración


Real Madrid vs Atlético de Madrid

Real Madrid vs Atlético de Madrid




Este jueves se disputa uno de los derbis más apasionantes de las últimas temporadas, el hecho de que sean unos Cuartos de Final a partido único… hace que aumente el picante. Por tanto, estamos ante un duelo que puede marcar un antes y un después para el devenir de ambos equipos, eso sí, el Madrid quiere hacer valer el hecho de jugar en el Bernabéu y pasar la eliminatoria. Por su parte, la web de ‘Transfermarkt’ ha hecho una comparación global de las plantillas de los equipos madrileños.

En este primer duelo lejos del terreno de juego, el Real Madrid gana por mucho al Atlético. De esta forma, la plantilla del Rey de Europa tiene una valoración de 849 millones de euros, mientras que el Atlético de Madrid presenta una de 480 millones. Por tanto, la valoración de mercado de unos y otros es claramente favorable al Madrid, cuyos jugadores son mucho más valorados. Entre los madridistas, Vinicius es el jugador que tiene más valoración con 120 millones, y en el lado colchonero, Oblak, José María Jiménez, Correa y De Paul comparten una valoración de 40 millones de euros.

Eso sí, al margen de estas cifras… lo que importa realmente es el desempeño de todos estos jugadores sobre el terreno de juego. El Real Madrid buscará ante su afición una victoria que les otorgue la clasificación para la semifinales de la Copa del Rey, y el Atlético tiene el objetivo de dar la campana en el Bernabéu. Por delante 90 minutos, si no hay prórroga o penaltis, para determinar quién de los dos conjuntos es merecedor del pase.

Goleada

En términos de valoración no hay color, el Real Madrid le mete un repaso descomunal al Atleti, una goleada de 400 millones de euros. El conjunto blanco deberá hacer evidente estas diferencias en el césped.

La plantilla del Real Madrid es superior en todos los sentidos a la colchonera, eso es evidente. Pero, en el fútbol de hoy en día esto no vale, hay que competir y meterle la intensidad y el ritmo que demanda esta clase de partidos.