Pase mágico de Brahim para asistir a Lucas Vázquez que recordó su época como extremo

Jugadón del malagueño para que Lucas de tranquilidad un minuto después


Gol de Lucas

Gol de Lucas




El Real Madrid está a tope de cara a la final de la Champions. No solo hablamos de los titulares, sino que los suplentes también le quieren poner las cosas muy difíciles a Ancelotti.

Güler marcó el primero sumando otro más a su cuenta con su gran efectividad. Joselu había logrado el 0 a 2 sin embargo parecía que no se podían relajar mucho ya que el Villarreal iba a plantar cara.

Sorloth recortó distancia pero tan sólo un minuto tardó el Real Madrid en volver a abrir brecha en el marcador, y lo hizo de nuevo dando velocidad al juego, partiendo de las botas de Modric.

 


 

El balón le llegó a Brahim, que lejos de retenerla decidió sacarse un taconazo de la chistera, demostrando que tiene mucha magia, aprovechando el gran movimiento que estaba haciendo Lucas.

El gallego, que recordó que hubo una época en la que era extremo, apareció dentro del área y mandó el balón al fondo de la portería.