Bronca de Vinicius, Rudiger y Ceballos en el túnel de vestuarios de Mestalla: "Le ha metido una patada..."

Más escándalos en Valencia


Valencia vs. Real Madrid

Valencia vs. Real Madrid




Vinicius, Rudiger y Ceballos de un lado, del otro los jugadores del Valencia y en medio un túnel de vestuarios de Mestalla donde hubo broncas tras el pitido final de Gil Manzano. Hasta Aurélien Tchouaméni terminó devastado por una jornada negra en la historia del deporte español. El Real Madrid, más que enojado : "Le ha metido una patada...".

Era la gran pregunta de la noche. Saber en qué estado se encontraba en las piernas de Jude Bellingham e igualmente la salud de Joselu marcaba la agenda de un conjunto blanco que iba a Valencia con buena parte de los lesionados de vuelta en la plantilla. Ancelotti respondió poniendo lo mejor que tenía a mano para buscar su segunda victoria en la casa de los Chés desde que firmase por el Real Madrid.

No olvidemos que el goleador del Real Madrid en lo que vamos de curso tuvo que dejar el césped del Bernabéu semanas atrás tras sufrir un gran esguince ante Girona. El calendario no perdona a nadie y los pupilos de Carlo Ancelotti pagaron su ausencia a mediad que se iban consiguiendo puntos. Bellingham ha trabajado desde entonces en una puesta a punto que hoy tenía su primera vez tras lo ocurrido ante los de Michel.  Todo fue un escándalo tras el pitido final de Gil Manzano.

Trifulca

Se reporta un intercambio de empujones en el túnel vestuarios entre jugadores. Vinicius, Sergi Canos y otros jugadore hicieron parte de una trifulca que también contó con utilleros del club local. Habrá que ver si se refleja en un acta donde el Madrid también espera saber si cuenta o no con Jude Bellingham para el duelo ante Osasuna. Mucha tensión.


A tal punto llegó lo vivido que incluso Tchouaméni ha roto una trasera de entrevistas de TV. Jornada más que caliente en un estadio de Mestalla donde el Real Madrid se siente perjudicado y donde todo terminó en una trifulca por el estadio del Valencia. Gil Manzano, en el ojo del huracán.