Ir a versión clásica Ir a versión móvil

El Castilla hereda el poderío del primer equipo

  • El filial madridista es el máximo goleador de la Segunda División
El filial madridista es el máximo goleador de la Segunda División
Jaime de Carlos Jaime de Carlos

La trayectoria de esta temporada del Real Madrid Castilla en su campaña de regreso a la Segunda División está sorprendiendo a muchos por varias razones. La primera es por la gran capacidad anotadora del equipo, lo que ya le ha colocado como el máximo goleador de la categoría de Plata. Y, en segundo lugar, por el irregular rendimiento que está dando el equipo al alternar victorias y derrotas de forma consecutiva.

Tras ocho jornadas de Liga disputadas, un par de cosas están quedando claras con el filial merengue: que en sus partidos nadie se aburre y que, tras una derrota del equipo viene siempre una victoria. Y es que los de Alberto Toril suman yan cuatro triunfos por las mismas derrotas, resultados que ha alternado de manera muy curiosa. De hecho, desde el Recreativo de Huelva en la temporada 1975/76 nadie hacía algo semejante con este mismo número de encuentros. Aunque aún están algo lejos del tope histórico en Segunda que marcan los 11 encuentros que lograron encadenar de esta forma el Girona (1948/49), el Alcoyano (1949/50) y el Granada (1952/53).

En lo que respecta a la faceta goleadora del Castilla, el equipo blanco es el máximo goleador de la categoría con 18 dianas, una más que el líder Elche (17) y dos más que Barcelona B y Almería (16). Los canteranos madridistas salen a una media de 2,25 tantos por encuentro; si bien en el plano negativo se puede destacar que el equipo ha encajado también 17 goles, lo que hace una media de 2,12 goles por partido. Números algo flojos en defensa que equilibran el buen hacer ofensivo de los de Toril, aunque contribuyen a hacer del conjunto blanco como el más espectacular de la categoría.

De hecho, con él los goles están asegurados. Los partidos del Castilla ya han visto un total de 35 tantos, a una media de 4,37 por choque. No en vano, el filial no lograba encadenar dos triunfos a domicilio marcando cuatro goles en Segunda desde la campaña 1978/79, cuando le hizo cuatro al Sabadell y cinco al Deportivo de la Coruña. En el último mes lo han vuelto a hacer venciendo en Guadalajara por 3-4 y Alicante por 2-4. Dos resultados que hablan muy bien de la propuesta del técnico cordobés y que hacen del filial merengue uno de los equipos más demandados por los aficionados al fútbol en España.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información