Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Özil vuelve a disparar el cagómetro culé

  • La prensa catalana, de pataleta
La prensa catalana, de pataleta
I.L I.L

Lo que hace algunos días era “maravilloso”, “estelar”, “guinda del pastel” y una larga serie de lindezas para referirse al hipotético fichaje de Mesut Özil por el FC Barcelona se ha transformado, por arte de magia, en un sucio ataque de odio y rabia por parte de la prensa de Barcelona hacia el nuevo crack madridista.

El característico rigor que acompaña a la prensa afín al equipo catalán les llevó a afirmar que Özil estaba fichado por el Barcelona. Que era su sueño y que en el Camp Nou ya le tenían preparado poco menos que una estatua: “La estrella del Mundial será del Barça”, afirmaban algunos iluminados. Sin embargo, nada de nada. Ni Özil quería ir al Barcelona, ni el Barça le tenía atado. Todo era un cuento chino.

El giro copernicano que para la prensa culé ha supuesto el fichaje de Özil por el Madrid les ha hecho cambiar la opinión a cerca del jugador. No hay rastro de ese jugador “estilo Barça”. Sólo se intenta sacar punta a las relaciones personales del jugador y a su vida privada, la forma más sencilla de tapar la falta de rigor informativo de algunos. Lo que se quiere tapar a toda costa es que el Madrid ha cerrado un negocio redondo con este jugador: joven, barato, con proyección y de los que no se esconden cuando llega la hora del Mundial, al contrario que muchos otros que, teóricamente, abanderan a un país y luego acaban perdiendo 4-0 ante la Alemania de Ózil sin rascar ni bola. La pataleta culé es el mayor de los ejemplos de la madriditis que se atesora en el entorno del Barcelona ¿Volverán los mejores tiempos del cagómetro?

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información