Ir a versión clásica Ir a versión móvil

El Barça reparte juego con la cartera

  • Con el fichaje de Cesc confirma que su política dista de ser como presume
Con el fichaje de Cesc confirma que su política dista de ser como presume
Defensa Central Defensa Central

Cantera contra cartera. Así definían hace algunos meses (y temporadas) los medios afines al Barcelona la diferencia existentes entre las políticas del conjunto catalán y del Real Madrid. Sin embargo, últimamente los azulgranas se han empeñado en traicionar esta filosofía tan cacareada para caer en unas prácticas que acostumbraban a demonizar.

Hace un par de campañas al Real Madrid le cayeron multitud de críticas por renovar su plantilla a base de grandes fichajes: Cristiano Ronaldo, Kaka, Benzema, Albiol... En Barcelona se presumía de que jugadores como Xavi, Iniesta o Messi no habían costado ni un euro en su formación; mientras que el Madrid se veía obligado a buscar los cracks fuera de Valdebebas. Sin duda, una verdad a medias, pues según ha ido pasando el tiempo se ha acabado por demostras que en Can 'blaugrana' el dinero ha tenido una importante participación en los recientes títulos conseguidos.

Las matemáticas no mienten, y los nombres tampoco. Unos fichajes han salido mejor, como Villa, Mascherano o Alves; otros han acabado en sonoro fracaso como Chigrinski, Hleb o Ibrahimovic. Pero la única realidad es que, contando el traspaso de Cesc, el Barça se ha gastado más de 350 millones de euros en poco más de tres años, o lo que es lo mismo, cuatro veranos. Es decir, a una media de unos 86, 5 millones de euros por campaña. Entre ellos, los cerca de 70 en los que estuvo valorado el fichaje del sueco o los 42 que costó Villa.

Y esta campaña, más de lo mismo. De poco ha servido que el Barcelona ganara Liga y Champions, porque, una vez más y en contra de su tan vendida filosofía de cantera, han sacado la chequera para desembolsarse cerca de 80 millones (si se cumplen las variables) por solo dos jugadores, Alexis y Cesc. Mientras tanto, el Real Madrid también se ha gastado dinero, pero menos (unos 55 millones) por tres jugadores más, cinco en total. Y todo ello sin olvidar a jugadores como Bojan u Oriol Romeu, que se han visto obligado a 'exiliarse' porque en el Barça no tenían sitio. Con ustedes, el Barça de los canteranos. Y los millones, claro.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información