Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Un Castilla totalmente cosmopolita

  • El filial blanco es un vestuario multirracial en los últimos tiempos
El filial blanco es un vestuario multirracial en los últimos tiempos
José David López José David López

Algunos sectores dentro del madridismo solicitan actualmente un cambio de rumbo concreto en la filosofía deportiva de los últimos años. Los seguidores piden una catarsis completa, una renovación profunda que podría afectar a la cantera, ansiosa de oportunidades para reclamar mayor importancia. Los de Julen Lopetegui luchan actualmente por una plaza de play-off para intentar el ascenso a Segunda División y lo buscan con una base multirracial y numerosas caras nuevas que reflejan el carácter internacional del club.

Un Castilla totalmente cosmopolita

La cantera madridista, clasificada en España como la más prolífica (sólo hace falta ojear la cantidad de jugadores de primer nivel que ha generado), se moderniza diariamente con una filosofía renovada en las últimas campañas, donde se ha profundizado en el mercado global. Así, los ojeadores blancos vigilaron, observaron y ataron a los Opare, Schorch, Kabamba, Gary, Villafañe o a la gran ‘perla’ ofensiva del momento, Szalai.

Esta campaña no ha sido una excepción y, a estas alturas, el Real Madrid ya ha ampliado su nómica con tres jugadores foráneos más. El paraguayo Acuña, el brasileño Alipio y el ecuatoriano Montero, firmado durante la pasada semana, han sido los últimos en llegar pero, quizás, no sean los últimos.

Las tres últimas 'perlas' en llegar

Alipio: Si hay un jugador que levante expectación de cara a un futuro todavía algo lejano, ése es el jovencísimo crack brasileño. Llegó hace unos meses y aunque apenas ha podido adaptarse a las exigencias de su nueva aventura, el llegador ya ha dejado detalles que despiertan máximo interés y seguimiento especial. Sólo tiene 16 años, lo que le convirtió en el jugador más joven en debutar con el filial blanco, pero la perla, formada en el Río Ave portugués, reclama protagonismo y un ojo anclado diariamente a su progresión.

Acuña: Llegado en el mercado invernal desde el Cádiz, el centrocampista paraguayo ya es uno de los titulares habituales en el equipo de Julen Lopetegui. El guaraní, conocedor de la dureza de la categoría, se adaptó sin tantos problemas y poco a poco va aglutinando méritos a su favor para seguir creciendo. El que fuera máximo goleador del Mundial Sub 17 hace unos años (estando en aquél torneo el mismísimo ‘Kun’ Agüero), sigue buscando su oportunidad.

Montero: El último en enrolarse a esta dinámica ha sido el extremo venezolano. El ya ex jugador del Emelec, llega tras ganar la medalla de oro en el Panamericano del año 2007 y ahora, tras varios meses de negociación, pudo cerrar su llegada a la capital de España. Debutará en las próximas fechas pero su llegada responde a los intentos de encontrar un jugador con desborde, velocidad y atrevimiento a la hora de encarar.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información