Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Hleb se cachondea de Laporta

  • El bielorruso pasa de irse al Inter cedido y elige al Stuttgart
El bielorruso pasa de irse al Inter cedido y elige al Stuttgart
I.L. I.L.

Las malas artes de Joan Laporta en las negociaciones por Ibrahimovic están empezando a pasarle factura. Primero fue Etoo el que alargó durante una semana el acuerdo definitivo entre el Inter y el Barça por el traspaso del sueco, y ahora es Hleb, quien en principio iba a irse cedido al conjunto italiano, el que prefiere buscarse la vida por su cuenta desoyendo las órdenes de su club.

Parece ser que la autoridad de Laporta sobre sus jugadores es la misma que la de un niño de siete años en su casa. El actual presidente del Barcelona está empezando acostumbrarse a ver como sus jugadores empiezan a pasarse por el forro todo lo que concierne a la política de fichajes y salidas del club culé. El último ejemplo es Hleb, un auténtico pufo que no ha demostrado nada desde que llegara a la Ciudad Condal, y que ha preferido emigrar a la Bundesliga antes que obedecer al presidente que le paga (y ahora mejor gracias al escándalo inmobiliario acordado esta semana).

CINCO MILLONES DE EUROS A PAGAR DE MÁS, Y, A SU VEZ, LA FICHA DE HLEB

Pero además, resulta que esta criatura nacida en Bielorrusia cobra la friolera de ¡7 millones de euros!, un salario que parece que van a tener que comerse los culés en el año que el jugador esté en el Stuttgart. Pero este no es el único daño colateral de esta operación. Laporta tendrá que retomar con Moratti las negociaciones con Ibrahimovic, ya que en el acuerdo por el traspaso del sueco venía incluida también el pase de Hleb por un año, y al romper el jugador esta premisa, los culés tendrán que abonar al Inter otros cinco millones de euros por el traspaso.

OTRO EJEMPLO DE PREPOTENCIA CULÉ

En definitiva, otro ejemplo más de la incompetencia de Txiki Begiristain y de su presidente. Eso sí, para ellos los imperialistas son los que residen en la capital de España. Aunque bien harían en hacerse esta pregunta: ¿Es más prepotente fichar a un jugador que está deseoso de fichar por ese equipo (Kaká, CR9, Benzema) o es mejor llegar a acuerdos con otros clubes incluyendo a jugadores que lo han dado todo por esa camiseta y que no desean abandonar el club (como el caso de Eto'o)? Dejemos que el encefalograma de Laporta busque la respuesta.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información